domingo, 31 de enero de 2010

¿DOS ESTADOS EN PALESTINA?




Carlos Taibo
Profesor de Ciencia Política
http://blogs.publico.es/delconsejoeditorial/440/%25C2%25BFdos-estados-en-palestina

Tiene sentido examinar, siquiera sólo sea de forma somera, cuál ha sido la relación de la izquierda occidental con el Estado de Israel desde el nacimiento de este en 1947-1948. Subrayemos, por lo pronto, que en inicio esa izquierda acogió con los brazos abiertos el triunfo del proyecto sionista en Palestina. Al respecto fueron decisivos, sin duda, tanto el recuerdo de lo que supuso el Holocausto como la instalación en Israel de un modelo socializante al calor, ante todo, de los kibbutzim. No se olvide, en paralelo, que en aquellos mismos años la Unión Soviética coqueteaba, también, con el Estado recién nacido.

Las cosas empezaron a cambiar en 1956 cuando, al amparo de la crisis de Suez, se hizo evidente que Israel no era un motor de cambios saludables en región tan conflictiva como Oriente Próximo, sino, antes bien, una punta de lanza, y bien afilada, de tramadas estrategias al servicio de las grandes potencias capitalistas. De resultas, llegó a su fin la luna de miel entre la izquierda occidental e Israel. A estas alturas no es preciso agregar, claro, que lo que sucedió en los decenios siguientes vino a sellar semejante ruptura. Con Israel convertido en un mamporrero regional que hacía el trabajo sucio de Estados Unidos y mantenía a raya a quienes, en el mundo árabe, se atrevían a sacar la cabeza, era difícil encontrar disculpas para la conducta de los dirigentes sionistas.

Es verdad, con todo, y demos un paso más, que con el paso del tiempo la izquierda occidental fue abandonando la que había sido durante decenios su propuesta principal en lo que hace al conflicto palestino-israelí: un Estado laico y aconfesional en el que judíos y árabes, hebreos, musulmanes y cristianos, conviviesen en paz. El violento derrotero de los acontecimientos vino a asentar de su parte, infelizmente, un franco acatamiento de la tesis de los dos Estados, uno palestino y otro israelí, como solución cabal al conflicto que nos ocupa. Importa subrayar lo que semejante opción suponía: la aceptación de facto de un Estado de carácter orgullosamente étnico, Israel, nacido de una impresentable operación de apropiación colonial acompañada de acciones de limpieza étnica.

La corriente dominante de pensamiento sostiene que, a estas alturas, el proyecto de un Estado común en Palestina carece de viabilidad en un escenario de confrontación y desencuentro. En realidad, lo que resulta inviable es la preservación del statu quo o, en su caso, una mera reforma cosmética de este que permita perfilar un Estado palestino claramente sometido a cortapisas de su soberanía. Sobran las razones, en otras palabras, para argumentar que la voluntad de porfiar en las soluciones, más aparentes que reales, que hoy se ofrecen en Palestina, no anuncia para el futuro sino nuevos sinsabores o, lo que es lo mismo, la reaparición del callejón sin salida en que nos encontramos. Claro es que la opción por un único Estado debería implicar, por fuerza, que las potencias occidentales tomen cartas en el doble asunto de poner fin a la lógica colonial que ha guiado a Israel y de resarcir al pueblo palestino por lo padecido a lo largo de seis decenios. En cualquier caso, y a tono con el título del magnífico libro de José Durán Velasco que se interesa por estas cosas, bueno será que empecemos a abrazar, también en Palestina, una visión no estatolátrica.

martes, 19 de enero de 2010

ZONA DE CATÁSTROFE FUERA DE CONTROL. ¿QUIÉN ES EL BENEFICIARIO?: SE APROXIMA UN DESENLACE EN HAITÍ


IAR NOTICIAS
Manuel Freytas
http://www.iarnoticias.com/2010/secciones/contrainformacion/0006_eeuu_beneficiario_haiti_17en2010.html



Los viejos manuales de estrategia enseñan un principio: La mejor conquista es aquella que se hace en carácter de "salvador" y no de "invasor". Es la lógica del Chapulín Colorado que hoy aplica EEUU en Haití.

A cinco días del terremoto que arrasó con Haití, hay coincidencia mayoritaria en un punto: El gobierno, organizaciones sociales, observadores, corresponsales y analistas internacionales predicen un desenlace de violencia social generalizada a corto plazo en las áreas de la catástrofe.

Tres causas principales abonan ese pronóstico:

A) Ausencia de un plan de ayuda y de distribución de alimentos, coordinado y masivo,

B) Ausencia de una autoridad (el gobierno) que organice los distintos niveles de la ayuda e imponga orden en las calles,

C) Las bandas armadas que aprovechan la "tierra de nadie" para saquear las zonas devastadas y los enfrentamientos entre haitianos pobres por la comida.

El resultante se da en tres dimensiones:

1) Hambre, sed y angustia en crecimiento entre las víctimas que claman por socorro,

2) Anarquía y focos de violencia social que se tornan incontrolables para los Cascos Azules de la ONU,

3) Guerras entre grupos armados que se disputan el control de la "zona liberada" de Puerto Príncipe.

En consecuencia: Lo que se vislumbra (a partir de una estimación general en Haití) es un tránsito de la catástrofe natural a una catástrofe social.

Todo se retroalimenta:

El hambre, la sed y la angustia generan desesperación social y alimentan una "olla a presión" de violencia generalizada y sin límites.

El caos y la violencia callejera generan el detonante y las condiciones para un estallido social inminente.

Los grupos armados (muchos de ellos politizados) incentivan los levantamientos para conducirlos dentro de un proceso de "libanización" de Haití (guerra civil con reparto territorial).

Tampoco se descarta (como ya sucedió durante el derrocamiento de Arístides) la actuación de agentes operativos de la CIA en la incentivación de la violencia social y de los asaltos que se multiplican por todo Puerto Príncipe.

Es una táctica conocida que la CIA y las agencias estadounidenses aplican en Afganistán, Pakistán e Irak con la finalidad de crear un conflicto y luego brindar la "solución" por medio de un mayor despliegue de las fuerzas de ocupación en el terreno.

Algunos analistas ya hablan de "somalización" de Haití, entendida como la creación de feudos territoriales con "señores de la guerra" que negocian todo tipo de acuerdos con el poder central, o sea con las potencias y EEUU.

¿Cómo se corta este circuito explosivo?

El gobierno (una parásita gerencia de enclave de las corporaciones que sacan rentabilidad económica del empobrecido Haití) es completamente inoperante y carece de poder y de autoridad militar para imponer el orden y organizar una infraestructura de ayuda multitudinaria para las víctimas (un tercio de la población de Haití, según la ONU).

La ONU y su Consejo de Seguridad (integrado por las cinco principales potencias mundiales), en diversas reuniones la semana pasada, no consiguió acordar un plan global de coordinación y distribución del rescate y de la ayuda humanitaria en Haití.

Los gobiernos y las organizaciones internacionales, ante la ausencia de una planificación organizada, envían ayuda alimentaria y medicamentos en forma individual que, por ausencia de una autoridad distributiva, permanecen en su mayor parte concentrados en el aeropuerto y sin llegar a las millones de víctimas que se encuentran sin agua, sin comida y sin electricidad, en zonas desvastadas y con principios de epidemia por los cadáveres en descomposición y sin enterrar.

Los Cascos Azules de la ONU, se ven rebalsados y no pueden controlar el caos y las peleas (a veces fatales y sangrientas) que se producen entre las víctimas para apropiarse de la comida y el agua, razón por la cual la mayoría de las veces la distribución no puede llevarse a cabo.

El intercambio de información y de datos sobre el escenario de la tragedia (números de muertos, heridos, daños, víctimas a socorrer, etc) se ve impedido a su vez por la ausencia de un comando central que reciba y procese la información y la distribuya entre las organizaciones oficiales y privadas actuantes.

Esto conduce a que nadie (ni el gobierno haitiano, ni las potencias, ni los gobiernos extranjeros, ni las organizaciones internacionales) cuente con datos fidedignos sobre lo que está pasando en las distintas zonas del desastre (estimación numérica de daños, muertos y víctimas a socorrer) .

En otras palabras, a nadie (incluidas en primer término la ONU y las potencias centrales) se le ocurrió elaborar un cuadro global de situación de la catástrofe, como punto de partida para planificar una acción coordinada y por niveles de rescate, ayuda humanitaria, y control de la seguridad en la devastada Haití.

En suma, todo lo que está pasando ahora en la Haití arrasada (caos, hambre, desesperación, guerras callejeras, enfrentamiento entre las víctimas, etc) es producto de un defecto original: La ausencia de un cerebro organizador y de una autoridad de aplicación política y militar.

En consecuencia: Haití, técnicamente, es una zona de catástrofe (humana, material y social) fuera de control.

¿Y a quién beneficia este cuadro de situación?

El Chapulín colorado

Haití, convertida en zona de catástrofe y fuera de control, tiene un solo beneficiario: EEUU.

La razón: EEUU es la única superpotencia militar en el área en condiciones (logísticas y operativas) de imponer de inmediato una autoridad y un dispositivo militar de control efectivo para contener la explosión social y posibilitar la distribución masiva del agua y la comida que permanecen en los centros de acopio.

¿Y porqué (a seis días del terremoto) EEUU mantuvo una actitud pasiva en la ONU y la Casa Blanca solo se limitó a anunciar acciones de ayuda humanitaria limitadas?

Respuesta: Washington sigue una estrategia.

Y los viejos manuales de estrategia enseñan un principio: La mejor conquista es aquella que se hace en carácter de "salvador" y no de "invasor". Es la lógica del Chapulín Colorado.

Las potencias, la ONU, los gobiernos mundiales, las organizaciones internacionales, están pidiendo el "orden" y el fin de la violencia social que les permita ayudar y reconstruir a la devastada Haití.

Pacientemente, Washington (la potencia imperial hegemónica), esperó que se dieran las condiciones (profundización de la tragedia) para ingresar a Haití como el "gran salvador" montado sobre el corcel de una flota nuclear y con suficiente logística militar y tropas especiales para actuar en las zonas de conflicto del país devastado.

Esta vez, la operación no se llama "invasión militar" sino "misión humanitaria".

Que, en los hechos, en el teatro de operaciones, consiste en rodear a Haití con un "anillo nuclear" (portaviones, barcos, aviones y submarinos con capacidad nuclear) y desembarcar varios contingentes de tropas especiales (una brigada de la 82 División Aerotransportada de EEUU ya está en Puerto Príncipe y los marines ya tomaron el control del aeropuerto).

Desde este lunes, y con el dispositivo nuclear-militar desplegado y posicionado, Washington parece emitir un mensaje: Señores, uds. pedían el orden y el control militar, y nosotros somos los únicos capaces de realizarlo.

Al Imperio solo le falta una cuestión burocrática: Que las potencias de la ONU (abrumadas por su incompetencia y por la profundización de la violencia social en Haití) permitan que las tropas estadounidenses reemplacen a los inoperantes Cascos Azules en el control militar de todas las áreas estratégicas del país. O sea, una ocupación militar efectiva de Haití.

Como diría un experto: La tragedia de Haití, llegó con un pan bajo el brazo para el Imperio yanqui.

Mientras tanto ¿Qué son 200.000 muertos más en la larga historia de exterminio masivo de "población sobrante" por parte de EEUU y de las potencias centrales del sistema capitalista?

EL JUEGO OCULTO DE WASHINGTON. LOS OBJETIVOS: EEUU COMIENZA UN DESEMBARCO MILITAR EN HAITÍ


IAR NOTICIAS
Manuel Freytas
http://www.iarnoticias.com/2010/secciones/contrainformacion/0005_eeuu_desembarca_haiti_16en2010.html



Para EEUU la catástrofe de Haití es un polvorín, no por la amenaza que representaría un posible estallido social para su sistema de seguridad, sino por la ubicación estratégica que reviste el país devastado dentro de su dispositivo imperial de control y dominio en América Central y el Caribe. La decisión de Washington de desplegar unidades y tropas especiales y una flota nuclear (invocando "ayuda humanitaria") implica una virtual ocupación militar de Haití, entre cuyos objetivos hay uno que sobresale nítidamente: Reemplazar a los Cascos Azules de la ONU y constituirse en única autoridad militar con un control directo sobre el gobierno de Haití. En otro juego de piezas EEUU (utilizando Haití) busca afianzar su hegemonía de potencia nuclear en el Caribe y en Centroamérica con la vista fija en un objetivo de máxima: Chávez y su alianza estratégica militar con el eje Rusia-China-Irán.

Además del crecimiento meteórico de los saqueos y de la violencia social en las últimas horas, las advertencias del gobierno haitiano son contundentes: Si no se atiende en forma inmediata a las necesidades de supervivencia de las víctimas, el país se encamina hacia un estallido social de consecuencias imprevisibles.

En la misma apreciación coinciden la ONU, la Cruz Roja, y, en general, todos los corresponsales y las organizaciones internacionales que actúan en el área del desastre. No obstante, nada indica que esa operación de rescate y ayuda coordinada internacional pueda producirse en lo inmediato, lo que torna a Haití en una verdadera "olla de presión" social con bandas armadas incentivando y multiplicando la rebelión por todo Puerto Príncipe.

En este escenario, y de aquí al lunes, el Pentágono inició una operación militar en alta escala para rodear y ocupar Haití dentro de un anillo de "seguridad nuclear" bajo el (absurdo) argumento justificatorio de brindar "ayuda humanitaria" a las víctimas de la catástrofe.

Antes del lunes EEUU despachará una flota a Haití, compuesta por buques, submarinos, aviones y helicópteros (la mayoría dotados con poder nuclear), e incrementará la presencia militar norteamericana de 1.000 a 10.000 soldados, según informó el jefe del Estado Mayor Conjunto, almirante Mike Mullen.

Mientras tanto, el Pentágono informó el viernes de la llegada de su portaaviones nuclear USS Carl Vinson, con 19 helicópteros y fuerzas especiales que desembarcarán en las áreas de catástrofe.

De acuerdo con lo informado por Mullen, la misión del Carl Vinson es estrictamente "humanitaria" ya que cuenta con una capacidad de 51 camas de hospital, tres salas de operaciones quirúrgicas, y la capacidad de producir cientos de miles de litros de agua potable al día.

El absurdo de esta afirmación consiste en que este "equipamiento médico" metido dentro de un portaaviones nuclear es inconsistente con las necesidades masivas de atención de las víctimas haitianas (heridos sin atención) que suman decenas de miles por toda la zona devastada.

Según al CNN, una compañía de la 82 División Aerotransportada de EEUU, formada por unos 100 soldados, se encuentra ya en Haití preparando el campamento para la llegada durante el fin de semana, del resto de la brigada (unos 3.500 soldados de fuerzas especiales).

Ante la suspicacia internacional que despertó este virtual dispositivo de ocupación militar de Haití (escudado en la "ayuda humanitaria") Obama y los jefes del Pentágono salieron a aflojar tensiones.

Curiosamente, Obama realizó el anuncio el despliegue militar como una "misión humanitaria" coordinada con el gobierno de Haití, rodeado de sus principales asesores militares.

"Esta mañana he conversado con el presidente Préval de Haití", señaló el viernes Obama a la prensa. "Como otros muchos haitianos, el presidente ha perdido su hogar, y su Gobierno está trabajando en unas condiciones extremadamente difíciles", añadió. En consecuencia, "como vecinos y amigos de Haití", Obama dijo haber prometido a su homólogo "el pleno apoyo del pueblo norteamericano" en la recuperación del devastado país.

En medio de temores de que el malestar local y la frustración por el retraso de la asistencia pueda transformarse en violencia, el secretario de Defensa de EEUU, Robert Gates, dijo el viernes que salvo algunos robos de comida y agua y algunos saqueos menores la situación de seguridad en Haití sigue siendo "bastante buena".

P.J. Crowley, portavoz del Departamento de Estado estadounidense, comentó que la distribución de asistencia debería mejorar. Sin embargo, el aeropuerto de Puerto Príncipe tiene una capacidad limitada y el puerto aún está inutilizable, según consigna un corresponsal de Asociatted Press

El jefe del Pentágono, Robert Gates, dijo por su parte a la prensa que el pueblo haitiano sentía el despliegue como "un alivio". Bajo esa justificación, los marines estadounidenses tomaron el viernes el control del aeropuerto de Puerto Príncipe para "acelerar la ayuda humanitaria".

"No creo que nos vean así", como una fuerza ocupante, dijo el jefe del Pentágono. "Dado que estamos dedicándonos a repartir agua y comida y atención médica, yo creo que la reacción (del pueblo haitiano) es de alivio, al ver que Estados Unidos les da este tipo de ayuda".

Mientras tanto una fuerza especial de la infantería de marina ya tomó el control del aeropuerto, donde se amontona un hervidero de refugiados en espera de ser evacuados, y de periodistas y de miembros de organizaciones internacionales de todo el mundo.

Los objetivos de Washington

Según desliza The Washington Post, el verdadero objetivo de la flota norteamericana es rodear a Haití con un anillo de seguridad militar en prevención de los posibles (y previstos) brotes de violencia que amenazan con extenderse a todo el territorio haitiano.

Pero hay otra razón de fondo que parece justificar el desembarco militar: EEUU (en su condición de dueño del Patio Trasero) busca imponer su hegemonía de potencia nuclear y consolidar su control en la zona de catástrofe como ya lo hizo durante el tsunami asiático.

Los objetivos pueden ser varios, pero hay uno que sobresale nítidamente: Reemplazar a los Cascos Azules de la ONU y constituirse en única autoridad militar con un control directo sobre el gobierno de Haití.

Después del golpe en Honduras, los halcones y ultraconservadores de Washington impusieron a Obama un replanteo de las relaciones estratégicas con los gobiernos de la región.

Para los halcones ultra conservadores USA (el Pentágono y el "capitalismo de guerra" del Complejo Militar Industrial) Chávez y sus aliados son la "dictadura comunista" que querían apoderarse de Honduras de la mano de Zelaya.

El golpe hondureño, en realidad, fue sólo la punta del iceberg de un proceso geopolítico militar más profundo impulsado por el poder conservador de EEUU, que intenta sustituir a una estrategia de dominio que considera "demasiado blanda" (el "sistema democrático" de poderes civiles) por una alternativa de mayor control militar de la región adaptado a las crisis y a los conflictos intercapitalistas que se avecinan en el planeta.

Los conservadores (demócratas y republicanos) y los halcones militaristas que controlan los resortes de decisión del Pentágono y del Complejo Militar Industrial (capitalismo de guerra), están convencidos de que las políticas de "diálogo y tolerancia" que propicia Obama conducen a una pérdida del poder militar de EEUU y a una fortificación de sus enemigos situados en el "eje del mal".

La reactivación de la IV Flota USA patrullando aguas latinoamericanas fue una señal clara -dicen expertos regionales- de que EEUU está lanzando una señal preventiva a quienes se atrevan a poner los pies sobre los recursos estratégicos de la región (petróleo, agua potable y biodiversidad) que considera como suyos.

Enmarcado en estos hechos, el Pentágono y el Departamento de Estado ven como "potencial peligro" (con posibles ramificaciones en otros países) el desembarco comercial-militar del eje Rusia-China-Irán en América Latina utilizando a Venezuela como plataforma.

Expertos que manejan información confidencial en Washington vienen advirtiendo que las claves del golpe de Estado en Honduras y el incremento de la presencia militar USA en Colombia (bases militares) se encuentran en la creciente influencia (militar y comercial) rusa-iraní en América Latina y en su alianza estratégica con Venezuela.

La "cumbre" Medvedev-Chávez, a fines del año pasado, formó parte del decorado de una estrategia para integrar a Chávez como nuevo jugador en el tablero de la "guerra fría" Washington-Moscú, donde América Latina y la región petrolera del Caribe se convierten en un nuevo posible escenario de la guerra por el control de la energía entre Rusia y EEUU.

En ese escenario, los halcones del Pentágono y del Departamento de Estado (que manejan las políticas militares y las hipótesis de conflicto externo de Washington) no miran ni analizan a Chávez desde una perspectiva exclusivamente latinoamericana.

El presidente venezolano mantiene una alianza estratégica (de orden comercial y militar) tanto con Irán como con Rusia y China, potencias capitalistas emergentes que compiten con el eje USA-UE por el control de las redes energéticas y las reservas petroleras del triángulo Eurasia-Cáucaso-Medio Oriente, en una versión aggiornada de la "guerra fría" por áreas de influencia, esta vez protagonizada a niveles intercapitalistas.

Esto convierte al Caribe (con Haití adentro) en una región de alto voltaje en la resolución de la guerra fría por recursos estratégicos y energía que mantienen las potencias por su supervivencia futura.

En este escenario, la preocupación central del Pentágono es el despliegue de aviones, barcos y submarinos nucleares rusos en el Caribe, muy cerca de las principales reservas de petróleo y de recursos de biodiversidad en América Latina.

Aquí es donde Chávez (a pesar de su sociedad comercial estratégica con USA) se vuelve "rojo, rojito", al convertirse en el trampolín de Moscú en el patio trasero.

¿Y como cierra la catástrofe haitiana y el desembarco militar norteamericano en este escenario?

Muy sencillo: La ocasión hace al ladrón, y la catástrofe haitiana brinda a EEUU la posibilidad de reconvertir a Haití en un nuevo portaaviones terrestre para sus fuerzas de despegue rápido en la convulsa región centroamericana y caribeña.

A esto (y siguiendo una vieja técnica imperial de disfrazar la ocupación con una causa moral) la Casa Blanca y el Pentágono llaman graciosamente "misión humanitaria en Haití".

OPERACIÓN ENCUBIERTA DEL PENTÁGONO: EEUU TOMÓ EL CONTROL MILITAR DE HAITÍ: HAY DISPUTA CON LAS POTENCIAS



En una operación global, cuyo desarrollo se completó el lunes, el Imperio USA centraliza todos los controles de decisión en Haití, y se erige (de hecho) en autoridad política y militar de toda la zona de catástrofe, incluída la sumisión del gobierno haitiano y de las organizaciones internacionales (que actúan en el área) a su mandato.

En su faz planificadora, organizativa y estratégica, la operación "humanitaria" cuenta con tres actores centrales: El Departamento de Estado, el Departamento de Defensa y la Agencia de EEUU para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés).

En sus áreas de competencia, el Departamento de Estado diseña y coordina la operación a nivel internacional, el Pentágono diseña y coordina el dispositivo de "seguridad" (léase ocupación y control militar de Haití) y las operaciones de rescate y distribución de ayuda, mientras que la USAID canaliza la ayuda internacional, incluido el Programa Alimentario Mundial.

Pero el verdadero objetivo de la "misión humanitaria" en Haití se define por el ejecutor táctico en el teatro de operaciones: El Comando Sur de EEUU (SOUTHCOM), que tiene su base en Miami.

Para no tener ninguna duda sobre el verdadero propósito de la "misión humanitaria" conviene repasar el objetivo funcional de de la misión asignada al SOUTHCOM: "Dirigir (en América Latina y el Caribe) operaciones militares y promover la cooperación en el terreno de la seguridad para conseguir los objetivos estratégicos de EEUU”.

Sus cuadros de oficialidad y soldados están capacitados (y entrenados) para supervisar y operar en los escenarios de conflicto militar o de "contrainsurgencia" (léase "narcoterrorismo") y desempeñar la función de policía militar en América Latina y el Caribe.

A buen entendedor pocas palabras: El SOUTHCOM no es una organización de "ayuda humanitaria" sino una fuerza imperial de ocupación militar.

El portaaviones nuclear USS Carl Vinson, sus barcos, submarinos aviones, ya rodean a Haití dentro de un "anillo nuclear", mientras tropas especiales de asalto y de seguridad ya están desplegados en Puerto Príncipe.

Entre los diez mil efectivos asignados hasta ahora: Tanto la Unidad Anfibia de la Marina (marines), así como los soldados de la 82 División Aerotransportada del Ejército de EEUU "están entrenados en una amplia variedad de misiones, entre las que se incluyen las de seguridad y control de disturbios, además de tareas humanitarias”, según el Pentágono..

De esta manera, en una acción global, el Imperio USA centraliza todos los controles de decisión y se erige (de hecho) en autoridad política y militar de toda el área que incluye la sumisión del gobierno haitiano y de las organizaciones internacionales (que actúan en el área) a su mandato.

Siguiendo una estrategia, Washington conspiró y actuó expeditivamente para constituirse como "poder alternativo" al "vacío de poder" imperante tras la catástrofe sísmica que devastó Haití.

La ONU y su Consejo de Seguridad (integrado por las cinco principales potencias mundiales), en diversas reuniones la semana pasada, no consiguió acordar un plan global de coordinación y distribución del rescate y de la ayuda humanitaria en Haití.

Los gobiernos y las organizaciones internacionales, ante la ausencia de una planificación organizada, enviaban ayuda alimentaria y medicamentos en forma individual que, por ausencia de una autoridad distributiva, permanecían en su mayor parte concentrados en el aeropuerto y sin llegar a las millones de víctimas que se encuentraban sin agua, sin comida y sin electricidad, en zonas desvastadas y con principios de epidemia por los cadáveres en descomposición y sin enterrar.

Los Cascos Azules de la ONU, se veían rebalsados y no podían controlar el caos y las peleas (a veces fatales y sangrientas) que se producían entre las víctimas para apropiarse de la comida y el agua, razón por la cual la mayoría de las veces la distribución no puedán llevarse a cabo.

El intercambio de información y de datos sobre el escenario de la tragedia (números de muertos, heridos, daños, víctimas a socorrer, etc) se veía a su vez impedido por la ausencia de un comando central que recibiera y procesara la información y la distribuyera entre las organizaciones oficiales y privadas actuantes.

De hecho, y en una acción en tres dimensiones (política, militar y "humanitaria") EEUU consolidó su mejor operación de ocupación militar sin disparar un solo tiro.

La propia incompetencia de sus aliados capitalistas centrales, le posibilitó consolidar de hecho un sistema de dominio y control sobre la devastada isla haitiana.

Señala el corresponsal de El País de España: "Como estaba previsto por el Pentágono y el Departamento de Estado: Ante la inoperancia de Naciones Unidas, el Ejército norteamericano ha comenzado a repartir la ayuda internacional entre problemas de inseguridad e infraestructuras. Más de 14.000 bolsas de comida y 15.000 litros de agua han sido distribuidos entre los escombros de Puerto Príncipe".

Y agrega: "El teniente general Ken Keen, responsable de la Fuerza Conjunta que opera en Haití, ha hecho hincapié en los problemas de inseguridad que se viven en algunas zonas, que si bien no son extremadamente superiores a antes del terremoto, sí crean problemas puntuales para la distribución de la ayuda. "Hay incidentes de violencia que nos impiden entregar la asistencia humanitaria y debemos de hacer frente a estos problemas", ha dicho el militar, quien ha destacado que la Misión de Pacificación de la ONU en Haití (MINUSTAH) está haciendo "todo lo que puede" para resolver este problema".

De acuerdo con lo informado en la prensa internacional, la operación de desembarco militar-humanitario fue arreglada por los presidentes Obama y Préval por teléfono, pero -señalan varios medios norteamericanos- se omitió decir que ambos gobiernos (el títere y el patrón) habían convenido el despliegue de tropas estadounidenses sobre suelo haitiano.

Según el diario español, "Washington adoptó e impuso unilateralmente las decisiones. La ausencia total de un gobierno en funciones en Haití se utilizó para legitimar, a partir de motivos humanitarios, el envío de una poderosa fuerza militar, que ha asumido de facto diversas funciones gubernamentales".

Fuerzas especiales de EEUU ya tomaron las funciones de control del tráfico aéreo así como la dirección operativa del aeropuerto de Puerto Príncipe.

Desde ese comando, y habiendo removido a los funcionarios haitianos, ordena y controla todo el flujo de la ayuda humanitaria y suministros de emergencia que llegan al país devastado enviados por gobiernos y organizaciones internacionales de todo el mundo.

Pero, la intervención de EEUU (léase ocupación militar de Haití) no es ningún "estreno", y entre las varias existentes puede citarse el derrocamiento del presidente Arístide en el 2004.

Señala el profesor y experto Michel Chossudovsky: "Los meses anteriores al golpe de Estado de 2004, las fuerzas especiales estadounidenses y la CIA estuvieron entrenando a escuadrones de la muerte compuestos por los antiguos tonton-macoute de la era Duvalier. El ejército paramilitar rebelde cruzó la frontera desde la República Dominicana a primeros de febrero de 2004. “Era una unidad paramilitar bien armada, entrenada y equipada integrada por antiguos miembros de Le Front pour l’avancement et le progrès d’Haiti (FRAP, por sus siglas en francés), los escuadrones de la muerte de “paisano”, implicados en matanzas masivas de civiles y asesinatos políticos durante el golpe militar patrocinado por la CIA en 1991, que provocaron (en febrero de 2004) el derrocamiento del gobierno democráticamente elegido del Presidente Jean Bertrand Aristide”.

La operación se repite, pero no para derrocar al gobierno, sino para controlarlo como un títere dentro de una estrategia de apoderamiento de Haití que convierte a una flota de destrucción nuclear en herramienta de una "misión humanitaria" destinada a salvar vidas.

La mejor puesta en escena del Imperio yanqui, conseguida por la mediocridad (y la inoperancia estratégica) de sus aliados en la depredación imperial del planeta.

(*) Manuel Freytas es periodista, investigador, analista de estructuras del poder, especialista en inteligencia y comunicación estratégica. Es uno de los autores más difundidos y referenciados en la Web.
Ver sus trabajos en Google y en IAR Noticias

domingo, 17 de enero de 2010

EL TRIUNFO DE AMINETU


ESPACIOS EUROPEOS
Javier Perote
http://espacioseuropeos.com/?p=12616


Ha sido un revulsivo para la sociedad española, y ha servido para abrir los ojos a una de las partes más críticas de esa sociedad, que andaba un poco desorientada.

Una mujer dispuesta a dejarse morir en defensa de su dignidad. España necesitaba de un gesto así, alguien que viniese a hablar de dignidad. Le habían retirado el pasaporte y expulsado de su país, el Sáhara, con la colaboración del Gobierno español; no se imaginaron la que se les venía encima. Motorizada y con pañuelo de colores en la cabeza, no estaba dispuesta a dejarse avasallar. Moratinos sintió el vértigo del vacío, y empezó a llamar a sus socios que le sacaran del atolladero. Marruecos acudió en su auxilio y envió a dos ministros que pusieron las cosas en claro: España y Marruecos, dos países democráticos, eran las víctimas del chantaje de Aminetu que ni siquiera había sido expulsada sino reconducida.

El 10 de diciembre, llevaba 26 días de huelga, sus gafas habían aumentado perceptiblemente de tamaño y la situación era cada vez más preocupante. Era el día de los Derechos Humanos, y la señora Navi Pillay Alta comisionada de Las Naciones Unidas nos invitaba a festejar esa fecha haciendo un gesto. Yo elegí ir a Lanzarote a ver a Aminetu. Podía haber ido a Oslo que ese mismo día era la entrega del premio a Obama pero Noruega cae muy lejos y hace frío. Además, estando Aminetu en Lanzarote luciría más el sol, pensé.

Imaginaba la suntuosidad del acto en Oslo con las personas mas importantes del mundo, los vestidos elegantes, las diademas, las lágrimas de Mete Mary, el desfile de coches, los guardaespaldas, cámaras de TV y muchos periodistas que iban a contar a todo el mundo la ceremonia.

Lo de Aminetu era otra cosa. También allí había gente importante que dormía en el suelo y andaban de un lado para otro en mangas de camisa, despeinados y barba de varios días. Y mujeres, nunca faltan, que aportaron la ternura necesaria para convencer a la audiencia que no se trataba de un comando argelino con sospechosas intenciones, como se quiso hacer ver. Un equipo muy efectivo que con la ayuda de unas cuantas periodistas y una maraña de cables y ordenadores tuvieron a todo el mundo informado de lo que ocurría. También pasaron por allí políticos, y no por la foto, que es gente que viene dando el cayo por el Sáhara en el Parlamento Europeo desde hace tiempo. Y el ciclón Rosa Diez que ha acogido bajo su protección al pueblo saharaui y que días después viajó hasta el Aaiún para ver a los hijos de Aminetu y advertir al mojamez que estamos vigilantes.

Aproveché un ratito que no había visitas y pasé al cuartucho que le cedieron para que no durmiera a la intemperie. Aminetu estaba medio incorporada en su colchoneta con la mirada muerta por el cansancio, pero sin olvidar por ello la elegancia y el recato al colocarse la melfa para recibir a las visitas. Una luz mortecina y una botella de agua; austeridad, pobreza y dignidad. Su imagen contrastaba con la que yo tenía en la memoria de una fotografía que había salido en todos los medios hacia años. Es aquella en la que apenas compuesta, recién salida de la refriega, contenido el jadeo pero aún con el rostro ensangrentado, nos mira como diciendo: vean lo que me han hecho éstos mierdas, me han despeinado.

Me habían advertido que fuera muy breve pues se fatigaba mucho y su salud era muy delicada, así que apenas pude hilvanar unas palabras para darle ánimos y hacerle presente los recuerdos y los buenos deseos que algunos me encargaron trasmitir. Los nervios me traicionaron y me quedé a mitad del discurso. Yo conocía su trayectoria y pensaba que probablemente me encontraba ante una persona a la que no le iban a faltar méritos para figurar al lado de otras figuras cuyos hechos han llegado hasta nosotros envueltos en la leyenda y que hemos elevado a la categoría de mitos. Podía ser una María Pita, o Agustina de Aragón, o Mariana Pineda o cualquier otra heroína como la birmana San Suu Ki o Rosa Park, con quien últimamente se la ha comparado; una mujer negra que en 1955, en Alabama, se negó a ceder el asiento del autobús a un pasajero blanco, no porque estuviera cansada, sino porque estaba cansada de ceder el asiento, como ella misma declaró más tarde. Pensaba que estaba en presencia de una persona que pasaría a la historia, lo cual hacia que la visita tuviera para mi una especial importancia.

No sabía en qué iba a parar todo aquello pero, a pocos días, que estábamos, de la Navidad , pensé que Dios haría bien en pasar de largo y dejar a un lado nuestras calles horteras atiborradas de bombillas y adornos, y se fijara en ella y le echara una mano en el difícil trance en que se encontraba. No podía dejárnosla morir, la necesitábamos.

Aminetu ya está en el Aaiún con su pasaporte en el bolsillo y sin pedir perdón a nadie. La tienen sitiada, quieren que se rinda y no paran de molestarla; señal inequívoca de que el Sultán todavía está escocido del ridículo que ha hecho.

HACKERS DEL MAJZÉN: MARRUECOS QUIERE SILENCIAR A LOS SAHARAUIS


ESPACIOS EUROPEOS
Carlos Ruíz Miguel
Catedrático de Derecho Constitucional
http://espacioseuropeos.com/?p=12699

El conflicto que enfrenta a Marruecos con el pueblo saharaui es un conflicto desigual. Marruecos tiene poderosos amigos que ponen a su disposición sus lobbies, mucho dinero y mayor fuerza física. El pueblo saharaui, una vez cerrada la vía de las armas para defender su derecho, sólo tiene un arma: la palabra. Aminatu Haidar es el símbolo de ello. Por esto, ahora toda la fuerza del majzén se ha concentrado para callar la voz del pueblo saharaui. Para ello, se ha desencadenado una brutal campaña de piratería informática contra las voces saharauis libres.

I. LA ÚNICA ARMA DEL PUEBLO SAHARAUI: LA PALABRA
Desde que en 1991 entrara en vigor el alto el fuego que puso fin a la guerra del Sahara, la lucha del pueblo saharaui para hacer efectivo su derecho, legalmente reconocido, a la independencia y a la autodeterminación se ha desarrollado por vías pacíficas.

En un primer momento, esa lucha se desarrolló en el plano diplomático con el protagonismo del Frente Polisario. Sin embargo, el liderazgo político del Frente Polisario, único representante legal, según las Naciones Unidas, del pueblo saharaui, fue progresivamente perdiendo la iniciativa.

De ahí que, como ya sostuve en su día, desde 2005 el peso de la lucha se ha desplazado cada vez más hacia los líderes saharauis de los territorios ocupados. Líderes que han llevado a cabo sus reivindicaciones por vía pacífica. Su única arma es la palabra. Lo que ha hecho el poder marroquí con ellos es conocido: a Aminatu Haidar la deportaron y, tras que consiguiera volver al territorio, la han sometido a un ilegal arresto domiciliario.

Pero a Ali Salem Tamek, a Brahim Dahan y al resto de los “siete de Casablanca” lo que les han hecho ha sido torturarles para someterles a un juicio militar bajo la amenaza de la pena de muerte.

En este contexto, el pueblo saharaui ha intentado romper el bloqueo informativo que Marruecos y sus poderosos aliados han establecido, y para ello han utilizado el medio de comunicación más democrático de los que existen: internet.

II. EL MAJZÉN SE FIJA COMO OBJETIVO APAGAR LAS VOCES SAHARAUIS LIBRES EN INTERNET
A los pocos días de la liberación de Aminatu Haidar, el día 31 de diciembre de 2009, el diario Aujourd’hui le Maroc, portavoz oficioso del majzén, publicó una reveladora entrevista con un experto marroquí en guerra informática, de la que traduzco algunos extractos:

(Internet) representa un nuevo campo de batalla donde se enfrentan los intereses económicos y comerciales, políticos e ideológicos, estatales y militares. Antes de internet, p. ej., las diplomacias extranjeras siempre se han visto obligadas a dirigirse a las poblaciones civiles extranjeras por medio del poder local o mediante el filtro de medios más o menos controlados (por el poder local). Los mensajes no siempre se transmitían a la población o en su caso eran “reconstruidos” para transmitir sólo algunos extractos. Con Internet se abre una nueva era de la diplomacia (…) más próxima a las poblaciones civiles, más directa, pero también más expuesta a los peligros de la propaganda.

(…) Internet ha permitido a los “separatistas” del Polisario amplificar la dinánimica de “desterritorialización” de sus actividades y favorecer nuevas técnicas de “propaganda”, de reclutamiento y de movilización. Pero si reaccionamos del modo adecuado, podría convertirse en una amenaza real para ellos, pues han centrado todos sus esfuerzos y estrategias de comunicación sobre un solo canal, a saber, internet.

(…)
(el asunto Haidar) muestra una vez más a qué punto las TIC (Tecnologías de Información y Comunicación) influyen la acción diplomática y actúan en las relaciones internacionales. La verdadera batalla contra el Polisario es, en adelante, una batalla de comunicación mediática.

(…)
Nuestros responsables deben extraer las conclusiones pertinentes.
La república del Polisario no se encuentra en Tinduf. Se encuentra en la red y en los medios españoles y ahí debemos combatirla.

III. DEL DICHO AL HECHO: BRUTAL CAMPAÑA DE SABOTAJES INFORMÁTICOS DEL MAJZÉN PARA ACALLAR LAS VOCES SAHARAUIS La estrategia está clara: hay que silenciar las voces saharauis en internet. Y el majzén, ayudado con los más sofisticados medios tecnológicos (que ha puesto a su disposición, un famoso lobby internacional) ha procedido a ello.

Veamos.

La página web de la Agencia oficial saharaui de noticias (SPS) ha sido objeto, en menos de un mes, de continuas tentativas de agresión que tuvieron éxito en tres ocasiones, siendo especialmente graves dos devastadores ataques informáticos.

El primer ataque se produjo al día siguiente de la liberación de Haidar. Fue la reacción del majzén a aquella victoria saharaui. Del 18 al 20 de diciembre de 2009, la página web de las SPS fue ocupada por mensajes favorables a Marruecos y después quedó totalmente inutilizada.

Pocos días después de repararse, los días 11 y 12 de enero de 2010 los hackers del majzén volvieron a aniquilar la página de la agencia saharaui de noticias, poniendo en la misma insultos y mensajes pro-marroquíes.

La página oficial de la República Árabe Saharaui Democrática, por su parte, también fue objeto de un ataque, aún más peligroso, el día 11 de enero. Los hacker del majzén consiguieron dominar todo el sistema e introdujeron un “script” que reenviaba a quien visitara la página…. ¡a la página del Consejo de Mohamed VI para asuntos del Sahara!

Otras páginas emblemáticas para la difusión, por medio de la palabra, de la causa saharaui, como ARSO, sufren continuos ataques que, felizmente, no han tenido éxito.

IV. ¿ES ESTE EL “BUEN GOBIERNO” QUE PROMETE MOHAMED VI?
Mohamed VI trata de persuadir al presidente norteamericano Barack Obama de que sus intenciones en el Sáhara Occidental son “buenas”. La idea es que el majzén persigue establecer “reformas” para establecer el “buen gobierno” en el territorio ocupado.

La realidad es la que es.

¿Es “buen gobierno” el bloqueo brutal al que está sometida la capital espiritual del Sáhara Occidental, Smara?

¿Es “buen gobierno” la prisión incomunicada y las torturas a los siete defensores de los derechos humanos detenidos en Casablanca?

¿Es “buen gobierno” el arresto domiciliario de Aminatu Haidar y detener a alguien por sólo visitarla?

¿Es “buen gobierno” el negar el derecho a entrar y salir del país a Hmad Hamad, defensor de los derechos humanos de la asociación presidida por Haidar?

¿Es “buen gobierno” el asesinato, las torturas o las condenas injustas de ciudadanos pacíficos saharauis?

Sí, la realidad es la que es. Pero sólo podremos conocerla cuando la palabra sea libre.

China está lanzando ataques masivos a Google para acallar a los disidentes. Los USA protestan. Quizá porque Google es una empresa norteamericana. Algunos medios en España también protestan.

Marruecos está lanzando ataques masivos a las páginas web donde los saharauis pueden hacer uso de la palabra.

Marruecos está mucho más cerca que China.

No podemos estar callados. El silencio es, más que nunca, complicidad.

N. de la R.
Este artículo se publica con la autorización del autor, Carlos Ruiz Miguel, Catedrático de Derecho Constitucional en la Universidad de Santiago de Compostela, que también pueden ver en desdeelatlantico.

viernes, 15 de enero de 2010

MÁS RESPUESTAS AL ARTÍCULO "EL SÁHARA Y LA RAZÓN DE ESTADO" DE MÁXIMO CAJAL

No me representa, señor embajador

Hoy, EL PAÍS publica una tribuna de un tal Máximo Cajal –que firma con el cargo de embajador de España (sic), es decir, servidor tuyo y mío- tremendamente contraria a la posibilidad de la creación de un Estado saharaui en el Sáhara Occidental. No me atreveré a esgrimir argumentos del tipo la legalidad internacional ha favorecido el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui en infinidad de ocasiones. Y no lo haré porque tengo la absoluta seguridad de que don Máximo los conoce a la perfección. Sólo traeré aquí una frase que me gusta: “Ladran, luego cabalgamos”.

Esa Tribuna preconiza unas opiniones asombrosas viniendo de un embajador de España: hay que tener cuidado de a quien le damos la libertad. Os pido que la leáis porque tal vez yo esté demasiado condicionado. Desde mi punto de vista, la tesis de ese artículo es que el pueblo saharaui es muy peligroso para dirigir su propia tierra y es más conveniente que lo haga un aliado fiel –tal vez sea un hijo de puta, pero es nuestro hijo de puta- para que podamos dormir tranquilos.

Los argumentos que utiliza para sustentar sus puntos de vista son de aurora boreal, pero hay dos que me han dejado patidifuso. Uno es el secuestro del Alakrana. Ese argumento es de la categoría “como el Pisuerga pasa por Valladolid”… así que no perderé el tiempo en refutarlo. El otro ya es harina de otro costal. Parece ser que no debemos permitir la creación de un Estado saharaui… ¡Por patriotismo! Y ahí me tocan la fibra, por no decir otra cosa.

Yo me siento español, muchas veces a mi pesar. Y estoy en esta embarcada, entre otras cosas, por patriotismo. Porque quiero que España termine de una vez por todas sus tareas y favorezca que “su colonia” deje de ser el único territorio de África pendiente de un proceso de autodeterminación. Lo siento, señor embajador, pero cuando firme sus artículos, tenga lo hombría de poner su nombre y apellidos, y no le agregue más títulos, porque –entre usted y yo- ser español es algo muy diferente a favorecer el feudalismo y la tortura. Al menos, en este siglo veintiuno.

Fran O. Campillo del blog Caminando en el desierto



Respuesta del artículo “El Sáhara y la razón de Estado” de Máximo Cajal

En mi opinión el Ministerio de Moratinos prepara el "argumentario" de la Subpresidencia española de la UE.

No vimos a Máximo Cajal echándole una mano a Aminatu Haidar. Tampoco le vimos en las manifestaciones de repulsa al comportamiento de SU Ministro en ese sucio "affaire". Como tampoco vimos las banderas del Partido de "hasta la victoria final" por las calles de Madrid, en defensa de la legalidad internacional. (Por cierto, también Van WALSUM estuvo muy calladito y muy escondido, "... ahora que ya no es nadie y su voz no importará a nadie").

El lobby marroquí y los reaccionarios ya no saben qué argumentos utilizar: ¡A buenas horas vienen con..."La razón de Estado", de un Estado de mentirosos y encapsuladores, de un Estado de sucios empresarios y políticos inmorales beneficiados por los ilegales y criminales "Acuerdos de Madrid" de 1975. Una "razón de Estado" que se pasa la Carta de la ONU, el Dictamen de Hans Corell, la existencia de la RASD, la MINURSO, el pueblo saharaui y tantas otras cosas, se las pasa por el arco del triunfo (el de "la victoria final").

Ya no sirven ni los censos legales y reconocidos como tales, ni la voluntad de los pueblos, sino los muy sacrosantos "intereses de España" (¿Se refiere usted a los Borbones, los Botines, los Armada, los Tejero, los Franco...?) Después de 35 años de política FRANQUISTA nos vienen con éstas...

Señor Máximo Cajal: ¿Cómo interpreta usted que unos pocos miles de españoles hayan podido "controlar" el Sáhara "Español" durante 100 años y ahora, los saharauis, con su propio Estado, con la RASD, con su organización, sus estructuras y sus alianzas con los países que les venga en gana no vayan a poder controlar SU PROPIO territorio? ¿Por boca de qué ganso pretende usted vendernos la moto? ¿Los González? ¿Los Cherkaoui? ¿Los Moratinos? ¿Acaso el difunto Solís Ruiz? ¿Los Mohamed VI? ¿Los Borbones? ¿Los afincados en Casablanca y/o Marraquech? ¿Los Van Walsum and Co.? ¿Los Juanes Goitysolos...?

No se preocupe. Responderemos al lobby como se merece, aunque EL PAÍS no lo publique. Pero a lo que usted llama "razón de Estado", llámele mejor "desesperadas intoxicaciones del lobby dominante", a impulso del Majzén y su Mohamed. Si a eso es a lo máximo que alcanza nuestro "cuerpo diplomático", voto a bríos que, por razones de Estado y de ajuste presupuestario, debería desaparecer todo el "cuerpo" del escalafón de burócratas acomodaticios, e irse a veranear, con beca permanente, a los palacios del sultán. Amén.

El pueblo saharaui seguro que tendrá mucho más que decirle. Y nosotros, el Movimiento Internacional de Solidaridad, también.

Personalmente, me cae mucho mejor Argelia y los argelinos que Felipe González y sus marroquinos.

Pero, de esto y mucho más, le hablaremos en EL PAÍS, que, sin la menor duda, nos abrirá sus páginas (a nosotros y a la opinión pública) exactamente igual que a los integrantes del lobby. ¿Cómo no?

Seguiremos. Un cordial saludo,

Luis Portillo

* Máximo Cajal y López ha sido director general de la Oficina de Información Diplomática (OID), Embajador en Guatemala, Suecia y Francia, Cónsul en Lisboa, Secretario General de Política Exterior y Subsecretario de Asuntos Exteriores. Es Asesor personal de José Luis Rodríguez Zapatero en la Alianza de Civilizaciones.


Carta abierta en torno a la cuestión de la antigua colonia española del Sáhara

En el movimiento de solidaridad con el Pueblo Saharaui del Estado Español no dejan de sorprendernos “doctos” elementos como Máximo Cajal López quien tiene un amplio rosario de cargos públicos, embajadas, secretariados e incluso es asesor personal de José Luís Rodríguez Zapatero en la autodenominada “Alianza de Civilizaciones”.

Quizás por todo ello no es de extrañar que con este tipo de asesores la posición del Gobierno español respecto al Sáhara se caracterice principalmente por sus ya famosas pleitesías al feudal rey de Marruecos a quien se le otorgan todo tipo de dispensas, regalan armas y silencian –cuando no amparan- sus tropelías en materia de derechos humanos y libertades fundamentales.

Dicho personaje, Máximo Cajal, se indigna por la torpeza de Marruecos (no así del vergonzoso papel del Gobierno español) en el caso Haidar por haber “reverdecido” el asunto del Sáhara que estaba bien oculto de la vista internacional tras el “Muro” de minas marroquí. Una vez más se ha puesto al descubierto la falsa democratización del régimen marroquí que con tanto esfuerzo e inusitada pleitesía han pretendido vendernos desde el Gobierno de España. Mal favor les ha hecho Mohamed VI a estos sus fieles escuderos que como Felipe González se empeñan en hacernos siervos y súbditos de un Monarca feudal que viola sistemáticamente los derechos humanos no solo del Pueblo Saharaui sino de sus propios nacionales.

El ilustre Máximo Cajal entre otras lindezas se apunta a la estrategia alauita de quitar toda razón al Pueblo Saharaui señalando que el conflicto saharaui es artificial y solo compete a Argelia y Marruecos, y lo más grave, dice que España no tiene nada que ver en ello ¿Pero de donde sale este cínico personaje?

Igualmente manifiesta sin ningún pudor que todos los países del “sahel”, “…son ya un semillero para el terrorismo” o “franquicias” de “Al Qaeda”, al igual que seria un Sáhara Occidental independiente. ¿No es éste el mismo argumento marroquí para impedir el ejercicio del derecho de autodeterminación del pueblo saharaui tantas veces reconocido por la ONU y la UA y perpetuar así su ocupación militar del Sáhara?

¿Ha leído alguna resolución de la ONU o la UA?. Se atreve a señalar además, recordando viejos sueños coloniales patrios, que fue el cristiano colonialismo español quien dio la identidad y la lengua a esas gentes del desierto, “…que ni eran, ni son pueblo”. Es difícil imaginar más prepotencia e ignorancia de la historia y del Derecho Internacional. Con este tipo de asesores no sorprenden algunas decisiones en materia de política exterior tomadas por el Gobierno de España.

Las ideas que derrama este sujeto sobre la necesidad de potenciar al reino de Mohamed VI como garantía para España (ya se sabe como reivindica Marruecos cuando no se le da la razón en todo, a saber, amenazas veladas con el tema de las pateras, droga, exportación de terroristas, Ceuta, Melilla e incluso Las Canarias) las hace por “patriotismo”. Que casi nunca coincide con los interesas del país sino más bien con intereses corporativos de algunos empresarios y políticos que en nada se asemejan al interés general. ¿Se nos está diciendo acaso que el interés general está por encima de los derechos humanos y el Derecho Internacional? Si es así que se dejen de mentirnos y lo digan abiertamente, al menos así les quedará la dignidad de decir lo que en realidad piensan pero que disfrazan de falsos argumentos históricos.

Este ilustre diplomático nos lleva a la conclusión de que seria mejor que los países africanos de “…frágiles estructuras estatales” estuvieran bajo la tutela colonial para evitar conflictos con sus vecinos y guerras fraticidas. Se pretende así ocultar a la opinión pública no solo el origen del exilio de la población refugiada saharaui protegida por el ACNUR, sino que los países ricos del Norte, expolian las riquezas naturales de los del Sur y son responsables directos de la fragilidad de sus gobiernos a los que no dejan desarrollarse muchas veces instigando y amparando guerras para sus negocios de armas y sacar sus criminales provechos económicos de los recursos naturales de África.

Este grotesco personaje, insulta a la propia historia y la cultura de todo un pueblo “nómada” que estaba en el Sáhara antes que España lo colonizara y seguirá después de que Marruecos lo abandone. En lugar de incitar la ocupación marroquí del Sáhara, debería como “asesor y diplomático” exponer a Mohamed VI, que tiene la oportunidad de salir del Sahara, con dignidad, cumpliendo con las resoluciones de la ONU, o como un asesino con las manos llenas de sangre.

La sangre de los presos políticos saharauis, la indignidad, de estar violando los derechos humanos y cargando con el peso de los asesinados y desaparecidos suyos y los de su padre Hassan II, a quien seguro también rindió pleitesía nuestro ínclito Máximo, asesor y diplomático.

Quizás ya es demasiado tarde pero le pedimos, Señor Máximo Cajal, que se lea Usted la Declaración Universal de los Derechos Humanos que acaba de cumplir 61 años. Quizás así pueda entender por que miles y miles de personas en todo el mundo luchan, poniendo en peligro sus propias vidas, por un mundo donde todas las personas disfruten de todos los derechos. Ellos y no personajes como Usted hacen todavía posible que soñemos con que otro mundo es posible.

¿No son acaso posibles la decencia y el respeto a la legalidad en la política internacional? Confiamos en que sí. Se lo debemos a la justicia pero sobre todo se lo debemos al Pueblo Saharaui, hermano ya para siempre.

34 años después, con paciente rabia ¡HOY DECIMOS: SAHARA LIBRE!

El Sáhara no se vende. De rendirse, mejor ni hablamos.

Coordinadora Estatal de Asociaciones Solidarias con el Sáhara CEAS
Madrid, 14 de enero de 2010

lunes, 11 de enero de 2010

EL SÁHARA, LA RAZÓN DE ESTADO Y LOS ESPAÑOLES "AMIGOS" DE MARRUECOS......POR NO DECIR OTRA COSA


Hoy lunes y, como siempre hago después del almuerzo, me he puesto a leer lo que los medios de comunicación españoles han publicado, sobre todo en su sección de internacional. Hoy lunes, me he llevado un disgusto más al constatar lo que están dispuestos a decir, y lo que es peor, a hacer, personalidades, políticos y personajes diversos de la escena política, empresarial, universitaria e incluso periodística española, a cambio de no sabemos muy bien qué o cuánto. Para comprender lo que quiero decir con todo esto, basta con leer el artículo publicado en el diario El País en su edición de hoy 11 de enero de 2010, por el diplomático Máximo Cajal, jubilado ya él y que fue embajador de España en Guatemala durante el asalto en 1980 a la sede diplomática por soldados guatemaltecos en el que murieron 38 personas y que con posterioridad a su jubilación en 2002 el presidente Zapatero le nombró "representante personal" suyo para el proyecto de "Alianza de Civilizaciones". Este señor se explaya dando detalles sobre los motivos por los cuales deben violarse e incumplirse la legalidad internacional y las múltiples resoluciones de Naciones Unidas en favor de un Estado que de democrático sólo tiene la puesta en escena creible únicamente por quien desea y quiere creerlo, en contra de una República Saharaui y de la conveiencia o no para España de ese nuevo estado avalado, se le olvida a este señor, por esa legalidad internacional que se pasa por el arco del triunfo y por el derecho inalienable del pueblo saharaui a pronunciarse con libertad sobre su futuro y sobre la libertad de constituirse en nación. Sobre su valoración de la huelga de hambre mantenida por Aminetu Haidar, mejor no responderle. Él sólo se califica. De todas formas, os invito primero leer el artículo de este señor, para posteriormente leer otros dos que nos pueden arrojar luces y despejar sombras sobre todo lo acaecido con la venta del Sahara Occidental a Marruecos......, la venta inicial y la "re-venta" permanente...... puntualizando.
Isabel Galeote

EL PAÍS

http://www.elpais.com/articulo/opinion/Sahara/razon/Estado/elpepiopi/20100111elpepiopi_5/Tes

En los últimos meses, España ha estado sumida en tres crisis. La vertiente humanitaria del secuestro del Alakrana y los avatares por que ha atravesado Aminetu Haidar en territorio español, después de su rechazo por Marruecos, no explican a mi juicio ni su estrepitosa cobertura mediática ni su interesada explotación política. La discreción que rodea al otro secuestro, cuánto más delicado, el de los tres cooperantes de Barcelona Acció Solidària, pone sin duda alguna de manifiesto la madurez y la entereza de la sociedad y de las fuerzas políticas de Cataluña.

Muy distintas como son, estas tres contingencias tienen sin embargo un denominador común: el Sáhara, el desierto que va de Mauritania al Sudán y, más allá, hasta Somalia; del Atlántico al mar Rojo y al Índico, a las aguas que bañan los océanos donde faenan los pesqueros españoles, muy lejos ya del llamado banco canario-sahariano. Territorios aquéllos pertenecientes a frágiles estructuras estatales, en buena parte de los cuales existe un vacío de autoridad y donde actúan, a sus anchas, Al Qaeda y sus franquicias.

Traigo estos incidentes a colación por el reverdecimiento que, al socaire de la huelga de hambre de Haidar, ha experimentado la reivindicación del Frente Polisario. Hace ya un tiempo, siquiera fuera de pasada, hice pública mi posición respecto del Sáhara Occidental, sobre la cuestión del derecho a la autodeterminación del pueblo saharaui y la posibilidad de que un nuevo Estado independiente, la RASD, pase a formar parte de la Comunidad Internacional. Semejante eventualidad supondría, a mi entender, una amenaza añadida a las que ya ponen en riesgo la seguridad de España. Llámese razón de Estado, realpolitik, interés nacional o puro y simple patriotismo, son éstas las consideraciones que me llevan a explicitar mi postura contraria a tan peligroso desenlace. Ya sé que tales razones tienen mala prensa, como si el espectro de Maquiavelo anduviera suelto, pero en el caso presente las antepongo a cualesquiera otras consideraciones. Porque por encima de todo, para prevalecer, la reivindicación saharaui tendría que ser practicable; esto es, viable.

Producto del tardo-colonialismo español, el Sáhara Occidental nunca fue germen de Estado alguno -sí lo era Marruecos- y la población que por allí transitaba, en un nomadeo secular, nunca fue un "pueblo". Tampoco el gibraltareño, por cierto. Fuimos los españoles los que construimos una identidad artificial que acabó por revolverse contra la metrópoli, aunque en buena medida lo hiciera en español -otra forma de colonialismo- y no en su hassanía vernácula. Un Sáhara independiente no puede prosperar. Acabará siendo un nuevo Estado fallido a menos que caiga bajo el control de un tercero; de Argelia, ¿de quién, si no? No nos corresponde a los españoles entrar en la bronca fronteriza argelino-marroquí, herencia de la Francia imperial, pero sí es nuestra responsabilidad extraer las consecuencias de parecido escenario y no callar.

¿Quién se encargará allí de garantizar la seguridad, la estabilidad y la prosperidad de tal artefacto si no es con la ayuda del vecino argelino, el país, todo hay que decirlo, que desde hace más de tres décadas permite que en su interior malvivan las decenas de miles de saharauis acampados en Tinduf? ¿No sonroja este espectáculo en tierras argelinas? ¿No se puede, o es que no se quiere, poner remedio allí a tan precaria situación? ¿De cuántos ciudadanos se nutrirá esta nueva república, siendo así que no hay acuerdo sobre el censo de población una vez actualizada la cifra inicial de setenta y tantos mil a finales de los años 70 del siglo pasado?

Pero, para mí, ni siquiera esto es lo que más cuenta. Sí lo es la cuña de inseguridad que una RASD representaría, desde luego para Marruecos pero también, y muy especialmente, para España, empezando por Canarias.

¿Se acuerdan los españoles de Antonio Cubillo, del MPAIAC y de Radio Canarias Libre emitiendo desde Argel? Si hoy en día las tierras que se extienden más allá de los confines del desierto argelino y marroquí y de los porosos límites de Mauritania y de Malí -el cinturón del Sahel- son ya un semillero para el terrorismo, nada peor que añadir a aquella inmensidad otros 250.000 kilómetros cuadrados de arenal, precisamente en el bajo vientre marroquí y a un centenar de kilómetros de la comunidad autónoma de Canarias. Lo que nos jugamos es primordial: la seguridad de España. También la de Marruecos, demasiado cerca para aparentar indiferencia ante lo que allí suceda.

Rabat ha salido, me parece, malparado del episodio Haidar. Quienes apostamos por un vecino fuerte y seguro pero también democrático y, por tanto, respetuoso de los derechos humanos, tal y como parecían augurar las primeras reformas introducidas por Mohamed VI, estamos decepcionados. Decepcionados y preocupados. Porque la amplia autonomía ofrecida al antiguo Sáhara "español" -como lo llaman algunos nostálgicos del pasado- solamente es creíble, y por ello aceptable, en un régimen de auténticas libertades. Se habla estos días de la reactivación del proyecto de regionalización anunciado por el soberano alauita. Mayor motivo, si cabe, para que esta vez esa esperanza no quede de nuevo defraudada. Dos credibilidades enfrentadas; no dos legitimidades en disputa.
MINUTO DIGITAL

http://www.minutodigital.com/noticias/221.htm

Alianza de civilizaciones
ESPAÑOLES AMIGOS DE MARRUECOS


Son numerosas las personalidades españolas que pueden considerarse amigas y admiradoras de Marruecos: políticos, empresarios, universitarios, periodistas... Donde más abundan es en las regiones cercanas a Marruecos, Andalucía y Canarias, pero también los hay en el poder nacional. En las campañas de imagen marroquíes (seminarios universitarios, conciertos, becas, viajes oficiales, declaraciones, fundaciones, etcétera) participan varios políticos del PSOE y de Coalición Canaria.

José Solís: Ministro del régimen franquista. Negoció en 1975 con Hassán II el abandono de la entonces provincia española. Fue abogado de la familia real marroquí en España.

Simeón de Sajonia-Coburgo: Ex rey de Bulgaria y actual primer ministro electo de su país natal. Ha sido administrador de las inversiones de Hassán II, cuya fortuna proviene de la explotación de su pueblo. Acogido por el general Franco, no le importó trabajar para el dictador que atacó varias veces a la nación donde se refugió. Su amistad con Franco era tal que éste le colocó en una tribuna especial en el desfile de los XXV Años de Paz, en 1964. Sus hijos suelen viajar a Marruecos invitados por Mohamed VI y participan en fiestas de la dinastía alauita.

Felipe González: El ex presidente socialista participó en la delegación marroquí que trató de obtener de la FIFA la organización del Mundial de fútbol de 2010. También presentó a su patrón, el multimillonario mexicano Carlos Slim, al sultán Mohamed VI.

Jordi Pujol: La Generalitat catalana bajo su mandato abrió una delegación en Casablanca, el principal centro económico del reino. Hace unos años nombró director de ésta al ex dirigente de Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) Angel Colom. Cuando la Generalitat de Pasqual Maragall ordenó el cierre de la delegación, la prensa marroquí se quejó (‘La Vanguardia’, 9-3- 2004). ‘Aujourd'hui le Maroc’, próximo entonces al Ministerio del Interior, calificó la clausura de la siguiente manera: “El nuevo equipo que dirige el Gobierno autónomo de Cataluña ha roto con 23 años de amistad y de excelentes relaciones con Marruecos”; es decir, todo el tiempo que Pujol presidió la Generalidad.

Juan Goytisolo: El escritor español vive en Marrakech. Antifranquista y crítico con el trato que reciben los inmigrantes marroquíes en España y en Europa, no dice nada sobre el carácter tiránico del régimen marroquí ni la invasión del Sáhara; tampoco ha condenado la persecución de los disidentes ni la represión de los rifeños por parte de Rabat.

José Miguel Zaldo Santamaría: Presidente del Comité empresarial hispano- marroquí de la patronal CEOE y miembro del comité Averroes. Sostiene que Marruecos se está modernizando y España debe apoyarlo. En 2002 criticó la "visión que algunos medios están dando de Marruecos" que, según él, "no se corresponde con la realidad". "He hablado con el Rey y muchos miembros del Gobierno y como en todas partes hay gente irresponsable, pero desde luego hay muchos gobernantes en su Gobierno actual que son perfectamente homologables (sic) con los de cualquier país europeo", indicó. Sus deseos de proteger el buen nombre de Marruecos llegan al punto de calificar de reacción “honesta, directa e inteligente” (‘Expansión’, 20-12-2002) el permiso del sultán concedido en diciembre de 2002 a la flota pesquera gallega para faenar en los caladeros atlánticos; Zaldo olvidó que esas aguas son de soberanía saharaui y que la ONU ha declarado que Maruecos no puede explotarlas.

Jerónimo Saavedra: Ex ministro socialista, masón y canario. Se ha pronunciado a favor de conceder el derecho a los inmigrantes marroquíes para facilitar así su integración en la sociedad española, sin contrapartida para los españoles residentes allí (aunque esto no importaría, pues todas las elecciones parlamentarias celebradas en Marruecos han sido fraudulentas).

Máximo Cajal: Diplomático de izquierdas (eso dicen); intérprete de Franco cuando recibió a Charles de Gaulle. Ha sido asesor de Rodríguez Zapatero para las relaciones internacionales. En su libro ‘Ceuta, Melilla, Olivenza y Gibraltar. ¿Dónde acaba España?’ (Siglo Veintiuno), editado en 2003 con una subvención concedida por el Gobierno del PP, el funcionario proponía la entrega a Marruecos de Ceuta y Melilla.

Musulmanes españoles: Los dirigentes de la Federación de Entidades Religiosas Islámicas de España se han entrevistado con el Ministro de Asuntos Islámicos de aquel país (éste es uno de los ministros cuyo nombramiento está reservado al rey, que es además un jefe espiritual), Ahmed Tawfik . Según publicó ‘El País’ (8-4-2004), ambas partes acordaron la creación de una llamada Comisión Mixta de Cooperación y Asesoramiento en Asuntos Islámicos, cuyos estatutos ya están en borrador y se firmarán antes del verano. Los tres españoles que viajaron a Rabat son Abdelkarin Carrasco, presidente de la Federación; Mehdi Flores, secretario general, y Mansur Escudero, su representante en la Comisión Islámica de España. Carrasco es asesor del Gobierno socialista en una comisión para la libertad religiosa.

LA REPÚBLICA
http://larepublica.es/firmas/blogs/index.php/2010/01/03/idonde-estan-los-beneficios-de-aquella-c?blog=56
Juan A. Romero Sánchez
blogs.larepublica.es/jaromero

¿DONDE ESTAN LOS BENEFICIOS DE AQUELLA CESIÖN ILEGAL DEL SAHARA OCCIDENTAL?

Ya sabe casi todo el mundo que aquel gobierno español que presidía Arias Navarro cedió la administración del Sahara Occidental de modo ilegal y cobarde, pero lo que muy pocos sabemos aún es lo que ganaron aquellos franquistas traidores que acordaron entregarle a Marruecos y Mauritania aquellos territorios, aquellas gentes y aquellas riquezas.

Sí, franquistas traidores. Traidores a Franco, que no quería entregar el Sahara Occidental. Traidores a las Leyes Fundamentales del Reino que entonces estaban en vigor. Traidores a la legislación de la ONU sobre descolonización. Traidores al pueblo saharaui, que en ese tiempo era español. Traidores a los hombres y mujeres que en aquella tierra, y en distintas épocas, murieron defendiendo la honradez hispana. Y traidores a la obra cultural, social, politica y militar que España realizaba en el Sahara Occidental desde 1508.

Y lo peor de todo. Traidores por un puñado de pesetas o beneficios.

No cabe la menor duda de que aquellos traidores perjudicaron a España y se beneficiaron a sí mismos, pero todavía nos quedan muchas dudas y es bueno que los actuales políticos, incluso los venideros si fuese necesario, también pregunten sobre aquel robo que unos cuantos les hicieron a todos los saharauis y a todos los españoles.

01). ¿Cuánto pagó Marruecos, y a quiénes y cómo, por las instalaciones civiles y militares que España tenía en el Sahara Occidental aquel 14 de noviembre de 1975?.

- ¿Nada?. ¿Cómo que nada, si las instalaciones civiles valían unos 84 millones de euros y las instalaciones militares otros 18 millones de euros?. ¿Tan generoso fue el gobierno de Arias Navarro con Marruecos ó ese cambio lo hicieron sus ministros a cambio de buenos sobornos?.

02). ¿A cuántos dólares ascendía aquel 35 por ciento de la empresa de Fosfatos, Bu Craa, que según dicen recogía una cláusula del documento económico secreto que España y Marruecos firmaron el 14 de noviembre de 1975?.

- ¿A Pocos?. ¿Y si Marruecos vende anualmente 28 millones de toneladas de fosfatos a 200 dólares la tonelada y ese 35 por ciento equivale a 1960 millones de dólares anuales, dónde están, y quienes los han cobrado, dónde y cómo, esos 66.640 millones de dólares que suman los 34 años que van desde 1975 al 2009?.

- ¿Esos dineros los ha recibido España, algunos españoles o nadie?.

03). ¿Ha dejado Marruecos que 800 barcos españoles pesquen en sus aguas jurisdiccionales durante 20 años y de manera gratuita, como al parecer dicen que decía otra cláusula de aquel acuerdo económico secreto que Arias Navarro o alguien de su gobierno firmó con Marruecos y Mauritania el 14 de noviembre de 1975?.

- ¿No?. ¿Entonces por qué se utilizó esa cifra de barcos para cambiar la mentalidad de quienes no querían entregar el Sahara a Marruecos?.

- ¿Que personas españolas, físicas o jurídicas, se lucraron con aquellos acuerdos de pesca que tan jbenficiosos eran, según el propio Arias Navarro, para los intereses nacionales y sociales de España?.

04). ¿Ha cumplido Marruecos con las otras cláusulas que contenían los acuerdos económicos secretos que firmó con España el 14 de noviembre de 1975 o sólo las firmó para quedarse con el Sahara Occidental?.

- No lo sabemos porque todo aquello aún permanece en secreto.

05). ¿A cuántas personas de aquel gobierno español que presidía Carlos Arias Navarro sobornó Marruecos para que le entregaran por las buenas y a precio de ganga el Sahara Occidental?.

- ¿Es verdad que el Frente Polisario tiene una lista con 25 altos cargos de la administración española que fueron sobornados por el rey de Marruecos a cambio del Sahara Occidental?.

- ¿Por qué no admitieron a trámite aquella pregunta que sobre los sobornados por la cesión ilegal del Sahara Occidental hizo en las Cortes Generales el Diputado por Ceuta, don Serafin Becerra Lago?.

06). ¿Qué negocios tenían en Marruecos, antes y después de aquel 14 de noviembre de 1975, Carlos Arias Navarro, Antonio Carro Martinez, Jose Solís Ruiz, el rey Juan carlos y otras personas, o sus familiares, o testaferros, relacionadas con aquella cesión ilegal que España hizo del Sahara Occidental?.

07). ¿A cuántos dólares asciende, y que beneficios sacan España y esos traidores, o sus familiares o testaferros, el petróleo que desde hace años produce el Sahara Occidental?.

08). ¿A cuantos dólares asciende, y que beneficios sacan España o esos traidores, o sus familiares o testaferros, esa cantidad de uranio que anualmente produce el Sahara Occidental?.

09). ¿Qué hace el gobierno español para impedir que Marruecos tenga pronto centrales nucleares y bombas atómicas procedentes de ese uranio y ese plutonio que produce y puede producir el Sahara Occidental?.

10). ¿Por qué siguen escondiendo los sucesivos Gobiernos de España aquellos acuerdos secretos que el gobierno de Arias Navarro firmó ilegalmente con Marruecos aquel 14 de noviembre de 1975?.

- ¿A qué juega el Gobierno de España con tanto secretismo sobre esa cesión ilegal que Arias Navarro hizo del Sahara Occidental?.

Los buenos españoles son los que viven para España o mueren por ella, pero quienes la traicionan por dinero o prebendas son delincuentes y traidores que sólo merecen castigo y desprecio. He dicho

domingo, 10 de enero de 2010

LLAMAMIENTO DE EDUARDO GALEANO: CONVOCA UNA MOVILIZACIÓN UNIVERSAL PARA LA LIBERACIÓN DE LOS SIETE DEFENSORES DE DD.HH. ENCARCELADOS POR MARRUECOS

Hay quienes dicen que la justicia militar se parece a la justicia tanto como la música militar se parece a la música.

Quién sabe. En todo caso, esto es indudablemente cierto para la justicia militar del reino de Marruecos.

Los abajo firmantes exhortamos a una movilización universal en defensa de siete patriotas saharauis, defensores de derechos humanos, que están corriendo el peligro de ser condenados a muerte por un tribunal militar de Marruecos:

1.Degja Lachgar (Vocal de la Asociación Saharaui de Victimas de Derechos Humanos)
2.Ali Salem Tamek (Vicepresidente del Colectivo de Defensores Saharauis de Derechos Humanos)
3.Brahim Dahan (Presidente de la Asociación de Victimas de Violaciones Graves de DDHH)
4.Rachid Sghair (Vocal del Comité contra la Tortura en la ciudad de Dajla)
5.Nassiri Hamadi (Presidente del Comité de Defensa de Derechos Humanos en la ciudad de Smara)
6.Yahdih Tarruzi (Miembro del Colectivo de Defensores Saharauis de Derechos Humanos)
7.Saleh Lubaihi (Miembro del Colectivo de Defensores Saharauis de Derechos Humanos)
Se les imputan delitos que ofenden la inteligencia, pero ellos han cometido el crimen de creer que su patria saharaui, robada por Marruecos, tiene el derecho de ser patria, y que sus ciudadanos tienen el derecho de ser quienes son.

Eduardo Galeano

LA DELCARACIÓN DE EL CAIRO PRENDE LA MECHA Y SURGE UN MOVIMIENTO UNIFICADO


Rebelión
Traducido para Rebelión por S. Seguí

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=98380

Lo que ha sucedido en las dos últimas semanas en Egipto podría significar la mayor contribución posible a un movimiento global unificado que tienda puentes entre asuntos como la justicia económica, social y política para nuestra generación.

Más de 1.300 ciudadanos de diferentes países nos reunimos allí para intentar entrar en la Franja de Gaza y romper el asedio militar, y a la vez mostrar al mundo la realidad brutal de una prisión de facto en la que se desarrolla la vida cotidiana de 1,5 millones de palestinos. El gobierno egipcio nos impidió por la fuerza incluso salir de El Cairo y dirigirnos a la frontera entre Egipto y Gaza, bajo una intensa presión de Estados Unidos e Israel. La masiva manifestación se transformó en una especie de convergencia internacional, y no puede resultar sorprendente que al acorralar un grupo así de activistas éstos se organicen.

A lo largo de los días pasados en El Cairo, tuvieron lugar francas y radicales conversaciones entre los representantes de casi 40 países, dando lugar al renacimiento de un movimiento internacional guiado por nuevos principios. Como en cualquier movimiento de masas, surgieron visiones particularmente audaces, siendo en este sentido la más sagaz la que provino de una delegación de Sudáfrica. Lo que se viene denominando Declaración de El Cairo tiene un potencial real para dar una definición política seria a nuestro movimiento, que se articula ahora en torno al apartheid israelí. El concepto proviene directamente del COSATU, (Congreso de sindicatos de Sudáfrica), cuyo lema es Un agravio a uno es un agravio a todos. Basándose en su larga historia de lucha en Sudáfrica, han tenido el valor y la claridad de utilizar un lenguaje muy definido en relación con el hecho de que la ideología dominante que orienta las políticas de Israel, el sionismo, es inherentemente racista y está en la raíz del conflicto, la ocupación, la opresión y la violencia en Palestina. Según la Declaración, es a los trabajadores, y no sólo a los consumidores, a los que es necesario organizar en una campaña mundial de boicot, desinversión y sanciones (BDS). Los autores de la Declaración consideran que un boicot debe confluir en todos los puntos de intersección de la economía en que se introducen los productos israelíes. Los trabajadores que participan del envío, el manejo, la venta al detall y la publicidad deben estar organizados con la máxima efectividad.

La Declaración de El Cairo y el movimiento allí surgido han nacido claramente influenciados por la participación de los sindicalistas de Sudáfrica, algunos de los cuales describen el apartheid israelí en Palestina como aún más vil que el régimen de apartheid que vivió Sudáfrica. La organización en torno a este tema, ahora enmarcado en las nuevas y más apropiadas coordinadas del racismo y el apartheid, es un motivo claro para la solidaridad sindical internacional. Como ciudadanos del mundo comprometidos con la justicia en todo lugar, es primordial nuestra participación en la lucha global contra el régimen hegemónico en Palestina, que está alcanzando niveles asombrosos de opresión y sufrimiento. Es ésta una extraordinaria oportunidad para educar y organizar a través de fronteras y ramas industriales, y crear interrelaciones en todo el mundo cada vez más profundas. Sobre todo, estamos obligados a acudir en ayuda de los miembros de nuestra comunidad mundial que han solicitado nuestra ayuda.

Se puede afirmar es que un fuego se ha encendido, y que crece cada día por millares el número de signatarios de esta Declaración. Os invitamos a uniros a nosotros en la firma de la Declaración de El Cairo y en solidaridad con la lucha del pueblo palestino por su liberación y con sus aliados en todo el mundo. Como dijo Nelson Mandela, “nuestra libertad es incompleta sin la libertad de los palestinos”. Desde los que nos reunimos en El Cairo la pasada semana hasta los activistas en Palestina, Sudáfrica, Francia y todo el mundo, todos compartimos el convencimiento de que ésta es una lucha común y de que ahora ha llegado el momento de organizarse.


Ahora, te solicitamos que firmes el documento de la Declaración en el sitio www.cairodeclaration.org y juntos podremos organizarnos localmente en un esfuerzo coordinado a escala mundial para acabar con el apartheid israelí en Palestina.

La declaración de El Cairo en castellano: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=98018&titular=poner-fin-al-apartheid-israel%ED-

NINGÚN EJÉRCITO, NINGUNA PRISIÓN NI NINGÚN MURO PUEDEN DETENERNOS

Los soldados israelíes arrestan a Abu Rahmah en una manifestación en Bilín en 2005.
(Oren Ziv/ActiveStills)

Rebelión
Abdallah Abu Rahmah
The Electronic Intifada
Traducido del inglés por Carlos Sanchis y revisado por Caty R.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=98402

A todos nuestros amigos,

Celebro el comienzo de una nueva década encarcelado en un campo militar de detención. A pesar de todo, desde el interior de una celda de la ocupación, acojo el nuevo año con determinación y esperanza.

Sé que la campaña israelí para encarcelar a los líderes de la lucha popular palestina demuestra que nuestro empeño no violento es efectivo. La ocupación se siente amenazada por nuestro creciente movimiento y, por consiguiente, están tratando de encerrarnos. Lo que los líderes israelíes no entienden es que la lucha popular no puede detenerse con nuestro encarcelamiento.

Tanto si estamos confinados en la prisión a cielo abierto en la que ha sido transformada Gaza, como en las prisiones militares de Cisjordania o en nuestros propios pueblos rodeados por el muro del apartheid, los arrestos y las persecuciones no van a debilitarnos. Solamente reforzarán nuestro compromiso de convertir 2010 en un año de liberación mediante una resistencia popular y desarmada a la ocupación.

El precio que yo y muchos otros pagamos por la libertad no nos disuadirá. Quiero que mis dos pequeñas hijas y mi hijo, aún bebé, no tengan que pagar este precio conmigo, Pero por mis hijas y mi hijo, por su futuro, debemos continuar nuestra lucha por la libertad.

Este año, el Comité Popular Coordinador de la Lucha aumentará los logros de 2009, un año en el que habéis ampliado nuestras manifestaciones populares en Palestina con campañas de boicot internacional y acciones legales internacionales bajo la jurisdicción universal.

En mi pueblo, Bilín, el magnate israelí Lev Leviev y África-Israel, la empresa que controla, están implicados en la construcción ilegal de colonias en nuestras tierras robadas, así como en tierras de muchos otros pueblos y ciudades palestinas. Adalah-NY está liderando una campaña para mostrarle a Leviev que los crímenes de guerra tienen su precio.

Nuestro pueblo ha demandado a compañías canadienses por su papel en la construcción y comercialización de nuevas edificaciones de la colonia sobre tierras del municipio cortadas por el muro del apartheid israelí. El proceso legal de este caso, que sienta precedente, empezó en los tribunales canadienses el verano pasado y sigue su curso.

Bilín se ha convertido en la tumba del imperio inmobiliario israelí. Una tras otra, estas compañías se acercan a la bancarrota puesto que los costes de construir sobre tierras palestinas robadas se están volviendo más elevados que los beneficios.

A diferencia de Israel, nosotros no tenemos armas nucleares ni ejército, pero no los necesitamos. La justicia de nuestra causa se gana con vuestro apoyo. Ningún ejército, ninguna prisión, ni ningún muro pueden detenernos.

Vuestro,

Abdallah Abu Rahmah desde le campo militar de detención de Ofer

Abdallah Abu Rahmah es maestro de escuela y activista no violento de Bilín. Actualmente está en una prisión israelí tras ser arrestado el 10 de diciembre de 2009, por las fuerzas de ocupación israelíes.

Fuente: http://electronicintifada.net/v2/article10995.shtml

EL ROBO ISRAELÍ DE LAS PROPIEDADES PALESTINAS


Rebelión
Stephen Ledman
Traducido del inglés para Rebelión por Beatriz Morales Bastos
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=98403

Adalah, que significa “justicia” en árabe, es el Centro Legal para los Derechos de la Minoría Árabe en Israel que se ocupa de demandas ante el Tribunal Supremo israelí, de juicios y recursos de apelación en los tribunales de distrito, civiles y laborales, de pre-demandas ante la Fiscalía General y de otras formas diferentes de servir a su circunscripción en una nación en la que sólo los judíos tienen derechos.

También elabora publicaciones e informes sobre problemas vitales que afectan a los palestinos, incluyendo dos recientes sobre el robo de sus propiedades, una violación del derecho internacional actual [que se lleva a cabo] desde la “Guerra de Independencia” de Israel (una atrocidad que duró seis meses y expulsó a unas 800.000 personas, masacró a muchas otras, destruyó 531 pueblos, 11 barrios urbanos en ciudades como Tel Aviv, Haifa y Jerusalén y robó el 78% de la Palestina histórica como primer paso a robarla toda para uso exclusivamente judío).

Durante más de sesenta años Israel lo ha hecho de forma despiadada, creciente, sistemática e ilegal, con el objetivo de dejar en la mayor medida posible a los palestinos recluidos en cantones y rodeados de vallas en las partes menos valiosas del territorio mientras que el resto queda para uso exclusivo de los judíos.

Este escritor ha abordado las políticas territoriales discriminatorias en un artículo anterior, parte del cual se reproduce más abajo como introducción a lo que sigue.

Poco después de su “Guerra de Independencia” se aprobaron varias leyes [en Israel] para legitimar el robo de tierra palestina para uso exclusivo de los judíos.

La Ordenanza de Áreas Abandonadas de 1948 se refería a “cualquier área o lugar conquistada por las fuerzas armadas o que se rindiera ante ellas, o abandonada por todos o parte de sus habitantes”. Daba al gobierno israelí derechos de jurisdicción exclusiva, incluyendo “la expropiación y confiscación (autoridad sobre) bienes muebles e inmuebles dentro de cualquier área abandonada”. Esto significaba que se prohibía a los palestinos desplazados retornar a y reclamar sus propiedades, que por ley ya no eran suyas.

La Ordenanza del Área de Jurisdicción y Poderes de septiembre de 1948 estipulaba que “toda ley que se aplica al conjunto del Estado de Israel” se aplica también “al conjunto del área que incluye... cualquier área de Palestina que el ministerio de Defensa ha definido por proclamación como controlada por el Ejército de Defensa de Israel”. Esto significaba que los palestinos perdían todos sus derechos y estaban sujetos a aquello que promulgaran las leyes de Israel.

En marzo de 1950 la Ley de Propiedades Ausentes (ABL, en sus siglas en inglés, como todas las siglas que vienen a continuación) definía a un ausente como “una persona que en cualquier momento entre el 29 de noviembre de 1947 y el 19 de mayo de 1948 dejó de existir y ya no era el propietario legal de cualquier propiedad situada en el área de Israel...”.

La ABL transfería los derechos de los propietarios a la Custodia de las Propiedades Ausentes. Ésta reconocía al propietario real el valor [de la propiedad] pero le prohibía retornar a su tierra. La ley israelí aseguraba que los palestinos que permanecieron en Israel, realojados y declarados “ausentes”, ya no eran los propietarios legítimos de sus propiedades.

En julio de 1950 la Ley de la Autoridad de Desarrollo (Transferencia de Propiedades) fue una estratagema legal para proteger a Israel de ser acusado de haber confiscado las tierras palestinas abandonadas y de todo lo que hubiera en ellas.

La Autoridad de Desarrollo (DA) se estableció como un organismo independiente para comprar, vender, arrendar, reparar, construir, desarrollar y/o cultivar las propiedades confiscadas. En lo sucesivo sólo se permitieron transacciones entre judíos o entidades judías. Se entendía que “bajo ninguna circunstancias se permitiría a los árabes (expulsados) retornar a Israel”.

En julio de 1960 la Ley de Administración de Tierras de Israel establecía una “Administración de Tierras de Israel (ILA)”. Al mismo tiempo la Ley Básica de Israel afirma que “la propiedad de las tierras de Israel, al ser las tierras en Israel del Estado, de la Autoridad de Desarrollo o del Keren Kayemet Le-Israel (KKL, en sus siglas en hebreo – Fondo Nacional Judío, JNF), no serán transferidas ni por medio de la venta ni de ninguna otras manera”. Se entendía por tierras “la tierra, casas, edificios y cualquier cosa permanente fijada a la tierra”.

La ILA afirma en su página web que controla el 93% de las tierras israelíes como “dominio público, esto es, o bien propiedad del Estado, o del Fondo Nacional Judío (JNF) o de la Autoridad de Desarrollo (DA)”. La ILA “es la agencia del gobierno responsable de administrar esta tierra que comprende 4.820.500 acres (19-508.000 dunams). La 'propiedad' bienes raíces suele significar arrendar los derechos a la ILA por 49 o 98 años”.

El marco legal de la ILA se basa en “cuatro piedras angulares”:

- la Ley Básica de 1960: Tierras de Israel;

- la Ley de las Tierras de 1960 ;

- la Administración de la Tierra de Israel de 1960; y

- La “Cláusula entre el Estado de Israel y la Organización Sionista Mundial (Fondo Nacional Judío)” de 1960.

El Consejo de la Tierra de Israel (ILC) determina la política de la ILA. El presidente del Consejo es el “vice-primer ministro, ministro de Industria, Comercio, Trabajo y Comunicaciones”.

El ILC está formado por 22 miembros, 12 procedentes de ministros del gobierno y representantes del JNF.

Las funciones de la ILA incluyen:

- asegurar que la tierra nacional se use conforme a las leyes israelíes;

- proteger y supervisar las tierras del Estado;

- hacerlas disponibles para uso público;

- planificar, desarrollar y administrar las reservas de tierra del Estado;

- entablar planificación y desarrollo, incluyendo el realojamiento de los ocupantes existentes, lo que significa desalojar a los palestinos para dejar el sitio a los judíos;

- regular y administrar el registro de las tierras del Estado;

- autorizar contratos y acuerdos con otras partes; y

- proporcionar servicios al público en general.

Los objetivos de las políticas de la ILA incluyen:

- designar las áreas de tierra para necesidades públicas y estatales;

- asegurar la disponibilidad de reservas de tierras para futuras necesidades;

- preservar las tierras agrícolas;

- administrar el uso de la tierra de acuerdo con la ley; y

- salvaguardar las tierras estatales.

En su conjunto, las leyes israelíes y la política de la ILA prohíbe a los árabes comprar, arrendar o usar tierras reservadas exclusivamente para judíos. El 21 de mayo de 1997 el periódico de mayor tirada de Israel, Yediot Ahronot, citaba las siguientes palabras de Yasser Arafat: “Israel siempre ha confiscado la tierra a los árabes y los ha desposeído de sus propiedades. La tierra siempre va de los árabes a los judíos” y calificaba de traidores a los palestinos que vendían sus tierras a judíos.

Un informe de Adalah con fecha de septiembre de 2009 titulado “ De saqueo en saqueo: Israel y las propiedades de los refugiados palestinos” explicaba que Tel Aviv viola el derecho internacional (y sus propias leyes) que permite a un Estado congelar la tierra de refugiados “enemigos” durante la época de guerra pero prohíbe su expropiación. Las naciones deben salvaguardar esta propiedad y después devolverla al acabar el conflicto.

En más de una ocasión los tribunales israelíes han afirmado esto, pero en recientes confiscaciones Israel ha violado sus propias normas y cometido saqueo en violación de la Regulación 46 de las Convenciones de La Haya que prohíbe explícitamente la expropiación.

Más recientemente, el 3 de agosto de 2009, el [Parlamento israelí] Knesset autorizó una nueva forma de saqueo al aprobar la Ley de Administración de la Tierra (la nueva Ley de Reforma de la Tierra, LRL) que empezará un proceso de privatización en áreas construidas y otras destinadas al desarrollo. Están en juego unos 800.000 dunams o aproximadamente el 4% del territorio israelí que incluye muchas propiedades que pertenecen a refugiados palestinos dentro de Israel, los Territorios [Palestinos Ocupados] y el Golán, actualmente bajo la Custodia de Propiedades de Ausentes y la Autoridad de Desarrollo.

Esta acción negará a los refugiados toda esperanza de recuperar sus propiedades y violará sus derechos legales según el derecho internacional y las leyes israelíes. Adalah afirma que esto no es sólo preservar la mayoría judía, sino también legitimar las “injusticias históricas”, perpetuar la “situación de refugiados de los palestinos” y la “continua perpetración de injusticias”.

Esta práctica está excluida del debate público, aunque los israelíes están desconcertados por la reluctancia de los palestinos a reconocer a Israel como un Estado judío. Éste niega la “Nakba”, prohíbe a los árabes israelíes conmemorarla, aunque quiere que sus víctimas reconozcan su propia legitimidad según leyes y prácticas que violan “el derecho humanitario internacional referente a los derechos de los refugiados palestinos”, a sus propios ciudadanos árabes y a todos los palestinos de los Territorios [Palestinos Ocupados].

El informe de Adalah de noviembre de 2009 se titula “Defender tanto derechos como lugares: los intentos de Israel de destruir y evacuar el pueblo beduino árabe en el Naqab (Negev)”.

Hace más de dos años este escritor abordó la difícil situación de las decenas de miles de ciudadanos israelíes beduinos en los llamados “ pueblos no reconocidos” en el desierto de Galilea y del Negev, declarados ilegales según la ley israelí. Son “no reconocidos” porque se considera a sus habitantes refugiados internos, obligados a huir durante la “Guerra de Independencia” de Israel y se les prohibió retornar cuando ésta acabó.

La de Israel de Ley de Planificación y Construcción de 1965 los deslegitima para establecer un marco regulatorio y un plan nacional para el desarrollo futuro declarando la tierra para uso residencial, agrícola e industrial. A consecuencia de ello, prohíbe la construcción sin licencia, prohíbe su uso agrícola y estipula dónde pueden vivir árabes y judíos.

Las comunidades existentes están circunscritas en un mapa con lineas azules en torno a ellas. Las áreas dentro de las líneas se pueden desarrollar, las que están fuera no. Las comunidades judías tienen una gran libertad para expandirse, las palestinas no la tienen. Su tierra fue declarada agrícola, lo que significa que se prohíbe la construcción. A consecuencia de ello comunidades enteras se convierten en “no reconocidas” y todas las estructuras que están en ellas se consideran ilegales, incluyendo el 95% de las construidas antes de la ley de 1965. Puede que sean demolidas y sus habitantes desplazados al antojo de los altos cargos israelíes para que estén disponibles para uso exclusivo de los judíos.

En la actualidad a las “pueblos no reconocidos” existentes se les niegan servicios municipales esenciales, incluyendo agua limpia, electricidad, carreteras, transporte, servicios sanitarios, educación, atención sanitaria, servicios postales y telefónicos, recogida de basuras y otros porque según la Ley de Planificación y Construcción son ilegales. A consecuencia de ello:

- sólo los beduinos que tienen pozos disponen de agua limpia;

- pocos cuentan con atención sanitaria;

- muchos no tienen cuartos de baño y no se conceden permisos para construirlos;

- sólo los residentes que tiene generadores privados tienen electricidad, que sirve solo para el alumbrado;

- ningún pueblo está comunicado con la red de carreteras;

- algunos pueblos están rodeados de vallas y a sus residentes se les prohíbe acceder a sus tierras tradicionales;

- a la mayoría de los niños se les niega la educación; y

- cuando se ordena demoler una casa, los palestinos deben hacerlo ellos mismos o pagar una multa por desacato al tribunal y enfrentarse a un año de cárcel; también puede que tengan que pagar cuando la demuelen los bulldozers israelíes con lo que en son penalizados dos veces.

Uno de los pueblos afectados es Atir-Umm al-Hieran, situado a 50 km al norte de Avdat. Se estableció en 1956 con la autorización del gobierno militar bajo el que los árabes israelíes eran gobernados en la época. Hoy sus mil residentes no tienen otro hogar y sin embargo se enfrentan al desalojo, un proceso que empezó a principios de 2004 cuando recibieron cartas enviadas por el Estado pidiendo su evacuación seguidas de órdenes de demolición.

En los pleitos ante el tribunal civil de Be'er Sheva se calificó a sus residentes de “intrusos” sin especificar por qué debían ser desalojados.

En agosto de 2009 el tribunal aceptó dos demandas desalojo, ordenó a las familias afectadas [desalojar] sus casas y empezó un proceso para eliminar docenas de casas más.

El 21 de octubre Adalah apeló y presentó varias demandas, la principal de las cuales era que el tribunal “debería haber rechazado las órdenes de desalojo cuando se estableció que de hecho los habitantes del pueblo no eran invasores sino que de hecho habían estado viviendo en el pueblo después de que el Estado les ordenara trasladarse ahí en la década de 1950. Dado que el Estado no había (citado) ningún interés público para (desalojarlos), se deberían haber interpuesto otras consideraciones, que se pueden resumir en una palabra: justicia”.

Los habitantes de Atir-Umm al-Hieran han vivido ahí durante más de cincuenta años, cuando fueron autorizados por el gobierno militar para hacerlo, han invertido en sus propiedades y vidas desde entonces, y tienen el derecho legal a conservar lo que poseen y han desarrollado.

Durante el desarrollo del juicio se supo que Israel quería la tierra de pueblo para una nueva comunidad judía, llamada Hiran, que, por supuesto, será exclusivamente para judíos.

El Comité Goldberg de Israel consideró una propuesta de principios de 2008 del Centro sobre Alojamiento y Desalojos (COHRE) según las provisiones de la Resolución del Consejo de Ministros Nº 2491, con fecha del 29 de octubre de 2007 que afirma que “el comité presentará recomendaciones para un programa expansivo, integral y realizable que establezca las pautas para los planes de asentamiento beduino en el Negev – incluyendo niveles de compensación, planes alternativos de distribución – y que incluyan recomendaciones para la legislación”.

El COHRE expresó su preocupación por los desalojos forzados, la demolición de casas y otros asuntos referentes a la seguridad y bienestar de los residentes beduinos. Urgió al Comité Goldberg a asegurar “la dignidad humana de los habitantes beduinos, basada en el respeto a sus derechos humanos inalienables”. El Informe del Comité recomendó que se reconocieran los pueblos “no reconocidos” del Negev.

Sin embargo, todo el pueblo de Atir-Umm al-Hieran puede ser arrasado y sus habitantes desalojados sistemáticamente para dejar vía libre a la planificada comunidad judía. Según Adalah, la apatía pública acerca de esta cuestión es sorprendente e hipócrita, y se minimiza en el discurso público, como ocurre siempre en relación a cuestiones que conciernen a los árabes en un Estado que únicamente favorece los intereses de los judíos.

Stephen Lendman es un investigador asociado del Centro para la Investigación sobre la Globalización (Centre for Research on Globalization). Vive en Chicago y se puede contactar con él en lendmanstephen@sbcglobal.net. Tiene también un blog, sjlendman.blogspot.com y el programa de radio Lendman News Hour en RepublicBroadcasting.org de lunes a viernes a las 10AM hora central estadounidense, un programa de debate con invitados ilustres sobre cuestiones mundiales y nacionales. Todos los programas están archivados para facilitar su audición.

Fuente: www.uruknet.info?p=61931