martes, 6 de julio de 2010

¿QUÉ PUEDO HACER SI PRESENCIO UNA REDADA A INMIGRANTES?



Estás tomando algo en una terraza, sentada en una plaza o saliendo del metro y por casualidad eres testigo de cómo un buen número de policías acorralan a un buen número de personas inmigrantes para pedirles los papeles. Algo te chirría, ¿es esto legal?, ¿es ilegal?, ¿qué tengo que hacer?

El pasado lunes los vecinos de Lavapiés que se encontraban hacia las siete de la tarde en las cercanías de la plaza de Tirso de Molina presenciaron una redada masiva y programada basada en criterios raciales, una situación que viene dándose de forma habitual en los últimos meses en el barrio madrileño. (Habría que decir que en todo el territorio del Estado español)

Una veintena de policías acorraló a los inmigrantes, la mayoría africanos, que se encontraban en la plaza y les empezó a pedir los papeles uno por uno. Un buen número de vecinos del barrio se acercó a los agentes para saber qué estaba ocurriendo y ante la desproporción de la actuación policial les empezaron a increpar. Finalmente los policías ante la presión vecinal se marcharon de la plaza sin detener a nadie.

El pasado año varios sindicatos de Policía denunciaron que sus superiores les obligaban a cubrir un cupo de personas en situación irregular a cambio de diferentes incentivos. El ministro del interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, salió del paso prohibiendo expresamente los cupos. “Las redadas masivas están prohibidas y no existe ningún tipo de discriminación racial a la hora de aplicar la Ley de Extranjería”, señaló en aquel momento. Los controles masivos de identidad, pues, sólo pueden hacerse para perseguir delitos peligrosos y no tener papeles de residencia no es peligroso.

Pero la realidad es que, tal y como denuncian un búen número de ONG y movimientos sociales, las redadas continúan dándose en barrios con un alto número de vecinos inmigrantes. Y cuando presencias una, ¿puedes hacer algo?, ¿conoces tus derechos y deberes ante este tipo de actuaciones policiales?

Desde Ferrocarril Clandestino han elaborado un protocolo de cómo actuar en caso de ver una redada de este tipo. Basándonos en sus recomendaciones y en la de otros colectivos como la Asociación sin papeles fé10, Casablanca, Precarias o Traficantes de sueños te ofrecemos una serie de recomendaciones por si te encuentras ante una situación de este tipo y quieres actuar:

* Lo primero es informarte sobre la potestad que tienen los agentes de policía. Más abajo encontrarás un listado de los derechos y los deberes que te amparan y a los que te tienes que acoger.

*Ante todo hay que mantener la calma y la educación. Encararse a un agente de policía de malas maneras no te traerá más que problemas y es posible que acabes teniendo que declarar en el cuartelillo. Ahórratelos y simplemente acércate con buena actitud para preguntar qué está pasando y recordar que las redadas masivas no están permitidas y muchísimo menos los abusos verbales o físicos.

*Ten un borrador de sms preparado para que en cuanto presencies una actuación policial polémica puedas avisar a todos tus contactos rápidamente para que se acerquen a la zona. Puede ser tan simple como: “Redada en….”

*Recuerda el número de placa de los agentes con los que trates y la matrícula de su coche patrulla.

*Consigue testigos u ofrécete como tal, dejando tu número de teléfono por ejemplo.

*Si eres testigo de una situación de abuso, denuncia. Esta situación se esta repitiendo continuamente y cuantas más personas la denuncien más atenderán las autoridades. Hay varias posibilidades:


.- Si te quejas ante el propio agente que está llevando a cabo la redada y no te hacen caso, el siguiente paso sería poner una denuncia en la comisaría más cercana, aunque nos han comentado que en ocasiones los agentes traten de disuadir a la persona que va a poner la denuncia. Si te encuentras en ese caso, tú eliges, pero si decides seguir adelante recuerda que es tu derecho y que es seguir con el procedimiento que debería ser el habitual. Recuerda que en ocasiones han sido los mismos sindicatos de policía los que denuncian los abusos.

.- Interponer una queja en el propio Ministerio del Interior a través de su oficina de quejas o denunciar los hechos ante el juzgado, serían los siguientes pasos a los que puedes acudir si eres testigo de una situación de abuso policial de este tipo.

.- Otros procedimientos sería usar las redes sociales para contar y denunciar lo que has vivido y/o poner una queja ante el Defensor del Pueblo para que las instituciones conozcan qué está pasando.

.- Puedes montar con tus amigos y vecinos “patrullas antiredadas” con la idea de evitarlas. La idea sería mostrar a tus vecinos inmigrantes que pueden disfrutar del barrio porque es de todas y porque la “patrulla” vela por sus derechos.


.- Contacta con colectivos y ONG que en tu barrio trabajen temas relacionados con los derechos de las personas inmigrantes y busca formas de colaborar con ellas.

.- Organiza talleres sobre derechos humanos con la información que hayas obtenido y compartido entre tus amigos y vecinos.

.- Utiliza estas ideas y compártelas pegándolas en carteles por todo tu barrio para que tus vecinos y vecinas sepan cómo ayudar.

Te recordamos algunos de tus derechos por si te ves en mitad de una situación complicada como una detención:

.- Solamente debes declarar ante un juez o una jueza, aunque la experiencia demuestra que acogerse al derecho a no contestar las preguntas de los agentes no beneficia.

.- Siempre puedes pedir la asistencia de un abogado o una abogada de oficio para defenderte o asesorarte.

.- Acudir a un centro médico en caso de lesión para que te hagan un reconocimiento y un parte de la asistencia. Toma fotografías de las lesiones.

.- Te tienen que mostrar (y tú tienes derecho a leer) una orden judicial si los agentes quieren entrar en tu domicilio. En caso de registro en tu domicilio, si compartes piso, solamente pueden registrar tus habitaciones, no las de tus compañeros.

.- Sólo en caso de sospecha por parte de la policía de que lleves un arma, tienen derecho a palparte la ropa externamente y hacia abajo.

.- Tienes derecho a recibir un trato cortes y respetuoso de los agentes de policía.

.- Tienes derecho a conocer la razón de la detención y a que te lean tus derechos en caso que los agentes no te dejen irte.

.- No pueden detenerte más de 72 horas (salvo en casos de actos terroristas).

Te recordamos que también tienes obligaciones antes los agentes de policía que debes respetar:

.- Tienes que dar tu nombre, apellidos y numero de DNI, pasaporte o tarjeta de residencia si te lo solicitan.

.- No insultes ni entres en la discusión con los agentes, tampoco trates de escapar o resistir la detención. Siempre perjudica.

Puedes ver el vídeo de la actuación policial y la reacción vecinal del pasado lunes en Lavapiés:


No hay comentarios: